bahia-del-duque-LasPalmeras

Villas de lujo con vistas al Atlántico, para viajeros «fussy»

Intimidad, servicios exclusivos y eterno verano, un cóctel que este tipo de viajeros exigentes buscan a la hora de viajar. En Costa Adeje, Tenerife, hay un lugar que reúne todos estos requisitos. Ha llegado la hora de desvelarlo.

by HOLA.COM PARA BAHÍA DEL DUQUE

Si el paraíso existe no debe ser muy distinto a este lugar de Tenerife. A orillas del Atlántico, en Costa Adeje se ubica el hotel Bahía del Duque (thetaishotels.com/bahia-del-duque/es/), un pequeño oasis de paz y tranquilidad en el que disfrutar de cálidas temperaturas durante todo el año y los servicios más exclusivos.

VER GALERÍA

Para aquellos que busquen privacidad y exclusividad en un marco idílico, este hotel –buque insignia de la marca The Tais Hotels–, tiene el alojamiento perfecto. Rodeadas de jardines tropicales y levantadas en piedra volcánica, con un estilo clásico y elegante, están Las Villas, tres alojamientos únicos que cuentan con piscina privada y terraza solárium independiente, así como con numerosos servicios extras: mayordomía 24 horas, aparcamiento privado, menú de sábanas y almohadas a la carta y minibar de cortesía.

VER GALERÍA

VER GALERÍA

En Las Mimosas, que cuenta con dos habitaciones y tiene capacidad para un máximo de 5 personas, destacan sus baños de mármol con lucernario de luz natural y su exquisita decoración que, como la de las otras villas, es obra del prestigioso interiorista Pascua Ortega. Perfecta para parejas es Las Retamas, una residencia con espacios abiertos de estilo moderno y elegante distribuida en dos alturas. En Las Palmeras, con capacidad para hasta 4 personas (2 adultos y 2 niños), destaca su habitación principal, rematada con un exótico techo en bambú a cuatro aguas y coronada con una elegante cama con dosel y sábanas egipcias.

VER GALERÍA

Como complemento a esta experiencia está el Bahía Wellness Retreat, cuyo equipo de expertos está formado por terapeutas, nutricionistas, entrenadores y fisioterapeutas que invitan a un retiro espiritual y físico excepcional a través de sus tratamientos y masajes. 

VER GALERÍA

VER GALERÍA

Por último, no hay escapada completa que no incluya actividades extra. Los largos días de sol y las buenas temperaturas de la isla animan a aventurarse y a probar nuevas actividades. Sus playas de aguas cristalinas, bosques de laurisilva y el espectacular fondo marino del que presume esta isla invitan a practicar diferentes deportes, como senderismo o buceo. Desde el hotel podrás contratar diferentes opciones como una excursión en yate por las costas tinerfeñas, jugar al gol en su pitch & putt de 9 hoyos, practicar windsurf y flyboard o realizar una excursión para avistar cetáceos.

Más información: Bahía del Duque