Casonas con encanto para rematar tus vacaciones en Asturias

De Oviedo a los Picos de Europa y de Taramundi a la ría de Villaviciosa. Porque todavía hay algunos que no han acabado el verano, aquí tienes varias propuestas para una escapada de última hora.

by hola.com nullVER GALERÍA

ARPA DE HIERBA
El día empieza en este pequeño hotel de campo de la mejor manera, con un buen desayuno a base de zumo de naranja natural, crêpes, quesos, embutidos, huevos revueltos, frutas… Y todo ello mientras por los ventanales asoma la sierra del Cuera. Son uno de los placeres de alojarse en este pequeño hotel romántico de solo ocho habitaciones que se ha ganado un buen puesto en la lista de los hoteles con mejor servicio y atención al cliente. Tras su cuidada arquitectura se descubren sus interiores decorados con especial esmero con papeles pintados ingleses y muebles de inspiración francesa. A solo 3 kilómetros de La Pereda, el pueblo en el que está ubicado, queda Llanes, un entorno natural que reúne más de 30 afamadas playas, del que disfrutar.

nullVER GALERÍA

PALACIO DE LA VIÑONA
Esta casona está reservada a los que buscan tranquilidad en un entorno natural, y eso que solo queda a tres kilómetros de Oviedo. Bajo su arquitectura tradicional, que data de 1798, se esconde un refugio de estilo rústico, con mobiliario de madera, suelos de cerámica, paredes de piedra vista y muros pintados en colores pastel. Si se viaja en plan familiar, hay habitaciones especiales para alojar a dos adultos y dos niños. Y para disfrutar del entorno, nada mejor que el jardín que la rodea, con árboles centenarios.

nullVER GALERÍA

CASONA D'ALEVIA
Un conjunto de cuadras y tres viviendas de los siglos XV a XVIII dieron origen a esta casona de labranza que se levanta junto a la plaza del pequeño pueblo de Alevia, asomado a los Picos de Europa. Y todo por el empeño de Marilupe, profesora de Artes Aplicadas y nacida en la propia casa, y Gregorio, buen conocedor de la zona. La vieja cuadra hace hoy de comedor, mientras las habitaciones se reparten por la planta superior y muestran una decoración a base de muebles restaurados y pequeñas obras de arte. Por las mañanas, los desayunos merecen un capítulo aparte.

nullVER GALERÍA

LA RECTORAL
La antigua casa rectoral de Taramundi, en el interior de Asturias, es, como las edificaciones de la zona: robusta. Con fachada de piedra, pizarra y madera, hórreo y galerías con unas vistas infinitas de los frondosos bosques, pequeñas aldeas, molinos y ermitas que salpican este concejo asturiano. El horno donde se hacía el pan y la capilla, convertida en comedor privado, son sus espacios con más sabor. Aunque para sabor, el de los desayunos y los platos de su restaurante, un referente gastronómico en la zona.

nullVER GALERÍA

LA CORTE DE LUGÁS
Estar en un entorno natural tan auténtico –próximo a la playa de Rodiles, al prerrománico y románico de San Salvador de Valdediós y Santa María de Lugás, a los puertos pesqueros de Tazones y Lastres y al Museo del Jurásico de Colunga podría ser suficiente para una escapada a esta casona en la ría de Villaviciosa, pero es que además, el lugar está lleno de encanto. Es una típica casona asturiana con un gran prado alrededor y diez habitaciones –algunas dúplex- de marcado acento rústico y todas diferentes entre sí, además de varias casitas independientes.

Busca otras casas rurales por Asturias en Casonas Asturianas (casonasasturianas.com)

Más sobre: