El exótico romanticismo de Jordania para vuestra luna de miel

Si estáis buscando destino para vuestras vacaciones de recién casados y además queréis ser originales tenéis que viajar a Oriente Próximo. De la capital Amman al relax en el Mar Muerto pasando por la joya de Petra o la romana Jerash, Jordania mezcla costa, desierto, cultura y buena dosis de romanticismo. Empezad a soñar.

by hola.com Jordania tiene lo mejor de Oriente y Occidente, por eso es el destino perfecto para disfrutar de una original luna de miel. A sus espectaculares paisajes, como Wadi Rum o el Mar Muerto suma enclaves históricos míticos, como Jerash o la joya del país, Petra.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

El punto de partida para iniciar una exótica luna de miel en Jordania tiene que ser, irremediablemente, Amman, una ciudad de contrastes que fusiona modernidad y tradición. Aquí los recién casados pueden disfrutar del exotismo de rebuscar y regatear en sus zocos y, al mismo tiempo, ir descubriendo los nuevos iconos arquitectónicos de una ciudad cosmopolita y contemporánea. Lo más nuevo, la terminal del aeropuerto Queen Alia, diseñada por el prestigioso arquitecto Norman Foster e inspirada en las tiendas beduinas del desierto; las torres Jordan Gate Twin, las más altas de la ciudad; la torre Totana o el King Abdullah II House of Culture & Art, un centro cultural firmado por Zaha Hadid que por fuera evoca la ciudad de Petra. Y para alojarse con todos los lujos, el hotel Le Royal, uno de los edificios más altos de la ciudad, con unas vistas para soñar, y para disfrutar, porque en el mismo edificio hay un centro comercial, una discoteca y un spa.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

A una hora de trayecto desde la capital está Jerash, que rivaliza con Petra en la lista de los imprescindibles para los recién casados que buscan un enfoque cultural para su viaje. En los próximos días, además, con el incentivo de que en las ruinas de la que está considerada una de las ciudades romanas mejor conservadas del mundo, se llene de música, color y animación durante el Jerash Festival 2014.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

Una experiencia única es la que asegura, especialmente, la conocida Petra, el tesoro más preciado de Jordania. Y es que la que fue designada en 2007 como una de las Nuevas Maravillas del Mundo, mucho antes, ya era la octava maravilla del mundo antiguo. Fundada por los nabateos alrededor del siglo VI a.C., la ciudad vivió su época de mayor esplendor entre el siglo I a.C. y el siglo I de nuestra era, pero Petra fue cayendo en el olvido hasta que en el año 1812, el explorador suizo Johan Burchard descubrió esta ciudad perdida que hoy se recorre en carro de caballos, en burro o desde la grupa de un dromedario, siempre empezando por su estrecho desfiladero hasta llegar a la fachada del Tesoro, donde, si coincide, hay que volver de noche, para asistir a un concierto beduino a la luz de las velas.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

Son pocos los kilómetros que separan Petra de Wadi Rum, parada obligatoria para el que quiera pisar el desierto donde tuvieron lugar las aventuras de Lawrence de Arabia y, a su vez, dejarse deslumbrar por este remanso de tranquilidad que ofrece un mágico paisaje lunar. Cuna de los beduinos, caminar por el valle de la Luna es integrarse con ellos en su estilo de vida semi nómada, una experiencia de lo más original, inolvidable y, por qué no, romántica para vivir en pareja.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

Tras la experiencia desértica, lo que toca es rematar el viaje con una dosis de relax, primero haciendo parada en Aqaba y después en el Mar Muerto. La ciudad costera de Aqaba es perfecta para la dosis playera que tanto buscan los recién casados en en resorts como el InterContinental Aqaba (ihg.com) o DoubleTree by Hilton Hotel Aqaba (hiltonhotels.com) y de paso practicando buceo o snorkel bajo las aguas del Mar Rojo.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

La guinda del pastel es terminar el viaje a más de 400 metros por debajo del nivel del mar, en las cálidas y saladas aguas del Mar Muerto, que contienen diez veces más de sodio que las del resto de los mares del mundo y son ricas en diversos minerales. El Mar Muerto es una invitación a disfrutar del spa natural más grande del mundo y relajarse en sus orillas o en alguno de los maravillosos spa de hoteles como el Jordan Valley Marriott Resort & Spa (marriot.com) o el Kempinski Hotel Ishtar Dead Sea (kempinski.com) o el Mövenpick Resort & Spa Dead Sea (moevenpick-hotels.com). Un viaje de lo más romántico y original para disfrutar en pareja.

Jordania lunas de mielVER GALERÍA

Más información
Turismo de Jordania

Más sobre: