¿Te apuntas a unas compras en Ljubljana?

La capital de Eslovenia es joven e innovadora, amante del placer y de la música, perfecta para el paseo e ideal para hacer compras. Deambular por sus barrocas calles peatonales y descubrir el talento de sus jóvenes diseñadores es conseguir el dos por uno más atractivo de esta bulliciosa ciudad.

by hola.com

Una vez superado el trago de pronunciar su nombre sin atragantarse –es fácil, solo hay que recordar que las jotas funcionan como íes- la musicalidad de Ljubljana, la ciudad amada, se cuela en el espíritu y transmite la energía dinámica de los enclaves que dejan hablar a sus jóvenes. No en vano en esta ciudad de apenas 300.000 habitantes, 50.000 son estudiantes. Y eso se nota en la vitalidad que se respira en sus abarrotados cafés junto al río, sin duda la arteria más viva de Ljubljana, la pasarela perfecta para lucir los diseños de un puñado de creadores autóctonos que han apostado por llenar los armarios de arte.

La mayor parte de las tiendas de ropa y decoración se encuentran en el casco viejo. Desde la zona conocida como la de las tres plazas -la Municipal, la Plaza Vieja y la Superior- el recorrido alterna monumentos y tiendas. Es la parte barroca de Ljubljana, esa que dejó en paz el terrible terremoto de 1895. Los palacetes y las fuentes recuerdan al estilo italiano y vienés y hablan a su manera de la elegancia de una ciudad que desde siempre ha sido un rico cruce de caminos.

Mientras la vista se familiariza con la blanca opulencia de sus edificios, la tentación comienza a desplegar velas. Ropa, libros, objetos de decoración, delicatessen… y un montón de cafés para comentar las últimas adquisiciones. En la Plaza Superior, la calle Gornji reúne un buena muestra del nuevo hacer esloveno. Aquí están las desenfadadas apuestas de Draz, prendas de punto que no dejan indiferente; la inteligente trangresión de Miro Design, un artista que apuesta por llamar la atención desde el corte más clásico, o la rica creatividad de Dujanka Herman, empeñada en sorprender con sus atrevidos vestidos de cortes transversales, siempre favorecedores. Y no muy lejos se pueden encontrar las elegantes propuestas de Katarina Silk, y la colorista y original oferta de ropa de 69Slam… Imprescindibles.

Pero la oferta está en constante evolución y por eso lo mejor es dejarse sorprender por las nuevas tiendas que van sumándose a las pioneras. Su forma de entender la moda te resultará familiar, pero siempre con un toque exótico y diferente, individual y fuerte, fuera de las globalizadas ofertas que tanto abundan en Europa.

Aquí tienes un listado de las tiendas que no debes perderte:

Dujanka Herman (svila-lina.net). Todo el mundo interior de Dujanka queda recogido en sus ricas creaciones de seda, desde corbatas cortadas y pintadas a mano hasta vestidos que son verdaderas obras de arte.

Draz (draz.si). Prendas de punto artesanales, originales y muy divertidas. Complementos coloristas para no pasar desapercibidos.

Sisi (sisishop.eu). Ropa para princesas, aventureros, exploradores y románticos empedernidos. Su colección Room Seven para niños es deliciosa y lo mismo ocurre con su ropa de cama.

Katarina Silk (katarinasilk.com). Complementos y bisutería con mucho trabajo artesanal y mucho arte en el diseño.

GUÍA PRÁCTICA

Más información
La página web de la Oficina de Turismo de Ljubljana (visitljubljana.com) ofrece un listado de las tiendas más vanguardistas, así como numerosas alternativas para descubrir la ciudad.

Cómo llegar
El aeropuerto de Joze Pucnik está situado a 23 kilómetros de la ciudad. Lufthansa y Swiss tienen vuelos de conexión desde Madrid y Barcelona hasta Ljubjana.

Dónde dormir
Si se opta por los grandes hoteles, dos buenas opciones son el Grand Hotel Union Executive (union-hotels.eu), uno de los más elegantes de Eslovenia y el más buscado por las celebrities, y el Best Western Premier Hotel Slon (hotelslon.com). Más pequeños y también céntricos son los hoteles boutique Allegro (allegrohotel.si), y Antiq Hotel (antiqhotel.si).

Dónde cómer
Las orillas del río Ljubljanica están repletas de pequeños bares y cafés con terraza y son perfectas para picar algo o esperar al atardecer de la mano de una copa. Si se prefiere probar las especialidades eslovenas con mesa y mantel prueba en Gostilna Sestica (sestica.si) o en Pri Vodniku (privodniku.si), dos locales con solera empeñados en mostrar lo mejor de la gastronomía eslovena, con el marisco como uno de sus fuertes. Los más golosos no deben perderse una visita a la pastelería Slascicarna galerija Grad (torte.si).

Más sobre: