Daniel de Suecia, un príncipe que se atreve con todos los deportes