¡Idénticos! El asombroso parecido con sus padres de los hijos de Carlos Felipe y Sofia de Suecia

Carlos Felipe y Sofia de Suecia se casaron en el verano de 2015, la siguiente primavera dieron la bienvenida a su primer hijo, el príncipe Alexander, que a sus dos añitos acaba de estrenar su agenda oficial, y en el verano de 2017 aumentaron la familia con el nacimiento del príncipe Gabriel. Al principio, como la mayoría de los bebés, el parecido de los pequeños no era del todo claro, pero ahora no cabe duda. ¿Quién se parece a quién? ¡El parecido es asombroso!

suecia-1VER GALERÍA

La última foto oficial de la familia, compartida este verano por la Casa Real, muestra dos cosas: los hijos de los príncipes están para comérselos y cada uno ha sacado rasgos totalmente distintos. Alexander se parece mucho a Carlos Felipe cuando era pequeño, la misma forma de la cara, gestos parecidos, rizos similares y unos almendrados ojos marrones. Incluso a día de hoy y a pesar de la corta edad de Alexander, padre e hijo son muy similares. Eso sin olvidar que igual que hicieron las princesa Estelle y Leonore recuperando el vestuario infantil de sus madres, el príncipe Alexander ha lucido ya ropa de su padre. 

suecia-2VER GALERÍA

suecia-5VER GALERÍA

A diferencia de Carlos Felipe de Suecia que nació y creció frente a las cámaras y por tanto está retratado cada año de su vida, las fotos que se han distribuido de la infancia de su mujer se miden con cuentagotas. A pesar de eso la fotografía de bebé que figura en su biografía oficial no deja lugar a dudas, Gabriel ha sacado sus rasgos. El pequeño de la casa, que este 31 de agosto celebrará su primer cumpleaños, tiene el pelito más liso, una boca como la que tenía su madre a su edad y unos ojos azul intenso que son indudablemente los de la Princesa. 

suecia-4VER GALERÍA

Además de ser dos bebés preciosos, en los contados actos públicos a los que han acudido los hermanos han dado muestras de ser tranquilos, risueños y siempre están pendientes de no perder la mano de papá o mamá. Recientemente Alexander inauguró el mirador que le regaló la provincia de Södermanland, de la que es duque, y lo hizo metiéndose a todo el mundo en el bolsillo con su gran sonrisa y sus saludos.

Más sobre