Haakon de Noruega, obligado a pasar por el quirófano

El príncipe heredero ha sido operado con éxito a causa de un problema en el conducto auditivo

El príncipe Haakon de Noruega ha tenido que pasar por el quirófano en la mañana del lunes para ser sometido a intervención menor, según ha informado en un breve comunicado la Casa Real del país. El Heredero ha sido operado en el de exóstosis en el conducto auditivo en el Hospital Universitario de Oslo por lo que su agenda se verá reducida durante las próximas dos semanas para asegurarse una pronta recuperación. Fuentes de Palacio han confirmado a Hola.com que la intervención quirúrgica "ha salido bien".

haakonmette-gettyVER GALERÍA

La exóstosis es una dolencia de baja gravedad que consisten en una serie formaciones óseas benignas que aparecen en el interior del oído. Esta anomalía es frecuente que se desarrolle en aquellas personas aficionadas a los deportes acuáticos ya está relacionada con la irritación que produce el contacto repetido con el agua fría. Hakoon es un amante de los deporte, y desde hace algunos años Haakoon practica surf, de hecho, le hemos podido ver en alguna ocasión exhibiendo sus habilidades en la tabla, ya sea solo o en familia. 

Aunque se trata de una operación menor, como especifica claramente la Casa Real, no hay duda de que la suerte no está sonriendo al matrimonio formado por Haakon y Mette-Marit. La princesa ya se vio obligada a reducir ligeramente su presencia en actos públicos debido a la fibrosis pulmonar que padece, una enfermedad respiratoria crónica con patrón restrictivo en la que el tejido de los pulmones se endurece y dificulta la respiración.

haakon1-gettyVER GALERÍA

A pesar del susto inicial cuando Mette-Marit hizo público el diagnóstico el pasado otoño, lo cierto es que la noruega apenas ha variado su ritmo de trabajo y ha demostrado que su enfermedad no le impide ni continuar con sus aficiones ni con su agenda oficial. Desde entonces la hemos visto practicando esgrima, con la familia en la tradicional misa de Navidad y en diversos actos oficiales y entregas de premios. En cualquier caso, si alguno de los príncipes necesita reposo, tienen en su hija Ingrid una diga heredera, que poco a poco ha ido ganando peso en la vida institucional noruega.

Mette-Marit de Noruega, imparable pese a su enfermedad

More about