Marta Luisa de Noruega deja su escuela de ángeles

La academia soportó un diluvio de críticas durante sus doce años de existencia

Los ángeles de Marta Luisa de Noruega emprenden vuelo después de todo. La Princesa alternativa, que siempre se ha jactado de su altísima sensibilidad, un don que al parecer le permite comunicarse tanto con ángeles como con caballos, puso al Reino en jaque cuando en 2007 abrió su escuela paranormal. Tras doce años de empeño y persistencia, en los que soportó un diluvio de críticas, al final dejará su querida academia, que ha aguantado estoicamente todo este tiempo como si realmente estuviera bendecida por algún ángel: “El viaje mágico con Soulspring terminará en junio de 2019”, anuncia la princesa Marta Luisa en su cuenta de Instagram.

marta-luisa-noruega-1zVER GALERÍA

Marta Luisa de Noruega pone a la venta su refugio de verano

Marta Luisa de Noruega y su cálido verano en el Ártico

Ari Behn encuentra el amor después de su ruptura con Marta Luisa de Noruega

La princesa Marta Luisa ha ejercido toda suerte de profesiones; ha sido fisioterapeuta, contadora de cuentos, cantante y, en los últimos años, escritora y profesora de Parapsicología. De la vocación de ayudar de la hija del rey Harald, surgió su deseo de compartir “su talento” y se decidió a fundar la llamada escuela de ángeles bajo el nombre Astarte Education, tomado de una de las diosas más antiguas del Medio Oriente, con el objetivo de enseñar a sus alumnos a comunicar con su ángel de la guardia. Le ha acompañado en esta misión su amiga Elisabeth Nordeng, compañera y socia desde su concepción, con quien ha impartido conjuntamente varios cursos sobre el tema de la espiritualidad y a quien por supuesto le dedica unas palabras de agradecimiento por su colaboración: “Me siento tan agradecida de haber sido parte de este increíble proyecto junto con Elisabeth Nordeng”, le dedica la princesa Marta Luisa en su Instagram.

La razón última de su decisión no ha sido revelada, pero tal vez todas las críticas que ha recibido a lo largo de estos años hayan hecho su mella. El curso costaba al principio alrededor de las 25.000 coronas, unos 2.600 euros al año, y la Asociación de Salud mental Noruega calificó aquella nueva actividad de la Princesa “de fraudulenta”. La infinidad de protestas recibidas por la puesta en marcha de la escuela afectaron a la princesa Marta Luisa hasta el punto de hacerla enfermar durante dos semanas: “Me sentía dividida: sabía que había hecho algo completamente loco, pero también algo bastante correcto. El conflicto duró mucho”, declaró entonces la Princesa.

Pero aún es pronto para la despedida. Además del nuevo curso sobre personas altamente sensibles que comienza ahora en septiembre, la princesa Marta Luisa y Elisabeth Nordeng lanzarán el 22 de octubre un nuevo libro sobre niños con sensibilidad y sobre cómo reconocerlos. “Estamos ansiosas por nuestros nuevos proyectos y por lo que la vida nos ofrezca fuera de Soulspring”. Todavía no ha acabado todo y después habrá mucho más. Todo un mundo de posibilidades que decidirán con ayuda y guía de su ángel, eso siempre.

Marta Luisa de Noruega deja su escuela de ángelesVER GALERÍA

Más sobre