El rey Juan Carlos revalida el título de campeón del mundo con el Bribon

La tripulación ha vuelto a demostrar su altísimo nivel en aguas finlandesas tras ganar el Mundial de Vancouver en 2017

El Rey Don Juan Carlos ha conseguido su segundo título mundial consecutivo en aguas de Hanko (Finlandia), en el campeonato del mundo de la clase 6 Metros de Vela, donde el Bribon 500 Movistar ha vuelto a hacer historia tras hacerse con el título intercontinental en Vancouver (Canadá) hace dos años. El barco del Rey Juan Carlos reafirma así su posición de favorito para las próximas citas continental e intercontinental, que se celebrarán en Sanxenxo en 2020 y 2021.  

Tras ganar el Mundial de Vancouver en 2017 y el Europeo de La Trinitè-sur-Mer (Francia) en 2018, el Bribon 500 Movistar ha vuelto a demostrar su altísimo nivel revalidando en aguas finlandesas el título intercontinental de su categoría. Por detrás del Bribon, el segundo y tercer puesto han sido para los equipos finlandeses Djinn y Astree II.

Aunque estaba previsto que el Mundial finalizase ayer jueves, tras cuatro jornadas de regata, finalmente el Comité de Regatas tomó ayer la decisión de hacer uso del día de reserva para tratar de completar el programa de pruebas previsto, tras no poder hacerlo por la falta de viento. Pero el viento ha vuelto a soplar hoy con muy poca fuerza y ha impedido que se disputasen las dos últimas mangas, por lo que los últimos resultados del jueves se han convertido en definitivos y  y el Bribon 500 Movistar se ha proclamado campeón del mundo con tres victorias y otros dos podios parciales en las seis pruebas disputadas.

"Estamos muy contentos con este gran resultado del equipo. El éxito del equipo Bribon 500 Movistar es gracias a las numerosas pruebas que se disputan en Sanxenxo a lo largo del año y del altísimo nivel de la flota que compite habitualmente en el circuito, que nos obliga a sacar lo mejor de nosotros, y sobre todo a la estabilidad de la tripulación, ya que somos los mismos que empezamos hace cuatro años”, ha explicado Pedro Campos, patrón del Bribón junto a Don Juan Carlos, antes de añadir que "ha sido un campeonato muy difícil por el altísimo nivel de la flota americana, suiza y, sobre todo, la finlandesa, que jugaba en casa y se ha preparado muy bien para este Mundial.

El rey don Juan Carlos ha recibido una gran ovación del resto de participantes al subir a recoger el premio, por su esfuerzo titánico especialmente en los dos últimos días, en los que las condiciones han sido muy duras.

Más sobre