Accidentada celebración de las bodas de oro de los Reyes de los belgas

Uno de los invitados continúa hospitalizado en cuidados intensivos a causa del accidente de un coche de caballos

La celebración de las bodas de oro de los reyes Alberto y Paola de los belgas no salió tal y como habían planeado. Los monarcas de Bélgica querían que fuera una gran fiesta en los jardines del palacio de Laeken, cerca de Bruselas, abierta para muchos de sus ciudadanos y para que disfrutaran niños y mayores.

Alberto y Paola de los belgas llegando al palacio de Laeken

Los Reyes festejaron su 50º aniversario de boda el pasado 2 de julio, sin embargo retrasaron la celebración hasta ayer domingo, una vez concluidas sus vacaciones de verano. Además, decidieron que fuera una celebración común para los aniversarios de boda de sus tres hijos, el príncipe heredero Felipe, casado con la princesa Matilde desde diciembre de 1999; la princesa Astrid celebrará sus bodas de plata con el príncipe Lorenzo el próximo septiembre mientras que el príncipe Laurent y la princesa Claire llevan seis años casados.

Cariñoso gesto de los príncipes herederos, Felipe y Matilde

Un millar de invitados se congregaron en el palacio de Laeken en un perfecto día de verano, sin embargo, uno de los coches de caballos en los que se trasladaban los huéspedes de los Reyes por el jardín tuvo un accidente sufriendo varios de los convidados heridas de diversa consideración. 

A la izquierda, el coche de caballos que se escapó del control del conductor

El incidente se produjo cuando los caballos que llevaban uno de los carruajes se pusieron nerviosos y no pudieron ser controlados por el conductor. Varias personas sufrieron magulladuras y golpes, cuatro de ellos fueron trasladados al hospital y esta mañana uno de los heridos continuaba ingresado en la unidad de cuidados intensivos.

Uno de los heridos, atendido por el personal sanitario

Los Reyes mostraron su pesar y preocupación por lo sucedido antes de que se iniciara el espectáculo ecuestre de la Caballería de la Policía Federal belga y la exhibición de acróbatas programadas. Además del primer ministro belga, Yves Leterme, y las diferentes autoridades del Estado, asistieron 68 parejas que contrajeron matrimonio la misma fecha que los monarcas, cinco parejas que se casaron el mismo día que los Príncipes herederos, otras cinco cuya fecha de boda coincide con la de la princesa Astrid y cinco cuyo enlace se ofició el mismo día que el del príncipe Laurent.


Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más