Meghan Markle fue bautizada y confirmada en una ceremonia privada efectuada en la Iglesia Real de Inglaterra, informó The Daily Mail. La estadounidense, que se casará con el Príncipe Harry el próximo 19 de mayo, se unió a la iglesia británica en una ceremonia "secreta" oficiada por el Arzobispo de Canterbury, donde se presume que también estuvo presente el Príncipe Carlos junto a la Duquesa de Cornwall, Camila de Cornualles.

Se reportó que el bautizo de Meghan fue seguido de su confirmación, lo cual le permitirá contraer matrimonio con el Príncipe Harry. También se indicó que durante la ceremonia se utilizó agua bendita del río Jordan para bautizar a la futura esposa del Príncipe.

Meghan Markle fue bautizada y confirmada en una ceremonia secretaVER GALERÍA

The Daily Mail informó que el joyero Mark Appleby ayudó durante la ceremonia y usó los cubiertos de plata que se utilizan en los bautizos de la familia real. Se cree que Meghan tuvo "dos padrinos" para su bautismo, dice la publicación. El coro de la Iglesia Real amenizó la ocasión y después del servicio, los 18 invitados cenaron en la Clarence House con el Príncipe Carlos y Camilla.

Se cree que Meghan le pidió al Arzobispo Justin Welby que dirigiera el servicio después de que la pareja hiciera una gran amistad con él. Recientemente, una fuente le dijo a The Times: "Ella ha establecido un vínculo estrecho con él. Ella y Harry han estado preparando la boda con él". Si bien Meghan no tenía que convertirse a la religión para casarse con Harry, se dice que eligió ser bautizada para honrar el papel de la Reina como cabeza de la Iglesia.

Meghan Markle fue bautizada y confirmada en una ceremonia secretaVER GALERÍA

Como se recordará, Meghan y Harry invitarán a su boda a 1.200 miembros del público, así como a 200 personas de diversas organizaciones benéficas, 100 alumnos de escuelas locales, 530 miembros de The Royal Households y Crown Estate, además de los miembros de la comunidad del Palacio de Windsor.

En una ocasión, el Palacio emitió la siguiente declaración: "El Príncipe Harry y la Sra. Meghan Markle manifestaron que quieren que los miembros del público también se sientan parte de las celebraciones. Esta boda, como todas las bodas, será ​​un momento de alegría que reflejará los valores de los novios".

Más sobre

Regístrate para comentar