La impactante recuperación de Aiko de Japón en cuestión de un mes

La salud es belleza. He aquí una prueba irrefutable: las nuevas fotografías de la recuperada Aiko de Japón. La Princesa, única hija de los príncipes Naruhito y Masako, asistía con su uniforme azul marino de colegiala a la ceremonia de su graduación en la Escuela femenina de Gakushuin en Tokio. Guapa y, lo que es mucho más importante, feliz como hace meses no la veíamos. La mirada chispeante, la sonrisa jovial, el rostro con lustre y la figura atlética de esta última aparición contrastan con su imagen más delicada de hace apenas un mes en los tradicionales retratos oficiales con motivo del cumpleaños del Heredero, ocasión en la que se declaró preparado para asumir el trono.

aiko-japon-3zVER GALERÍA

Aiko de Japón se une a toda la Familia Imperial en las celebraciones de bienvenida a 2017

Aiko de Japón reaparece mucho más delgada en su 15º cumpleaños

Aiko de Japón lleva un mes sin ir al colegio por problemas de salud

Naruhito de Japón y su familia 'descansan' de las teorías de abdicación por unos días

Los efectos del tratamiento terapéutico se han hecho evidentes a lo largo de estas últimas cuatro semanas, pero la princesa Aiko lleva tiempo lidiando con unos problemas de salud que ya el pasado septiembre la dejaron sin ir al colegio todo un mes. Desde entonces, en las pocas salidas que ha realizado (por su 15º cumpleaños, por Año Nuevo o por los aniversarios de los miembros de la Familia Imperial), la hemos visto mucho más delgada de lo habitual. La secuela de una dolencia que incluía entre sus síntomas una acusada falta de apetito y una importante disminución de la fuerza física, hasta el punto de no poder mantenerse en pie de forma estable.

Su madre, la princesa Masako, llegó a cancelar un viaje a la prefectura de Iwate (nordeste) para cuidar este principio de curso de su hija, quien en el pasado experimentó también problemas de adaptación en la escuela. Durante varios meses entre 2010 y 2011, cuando acudía a la escuela de primaria, la princesa Aiko tuvo que ser acompañada a clase diariamente por su madre, después de que a la niña le afectara el “comportamiento brusco” de algunos compañeros de su curso. Pero la princesa Aiko se fue poniendo mejor y comenzó a asistir al colegio con normalidad (ganas no le faltaban de regresar a la escuela y encontrarse con sus compañeras), aunque se advirtió entonces de que su total recuperación “podría llevar todavía más tiempo”. Su ausencia se prolongó hasta el 8 de noviembre, cuando la Princesa se reincorporó a sus clases de tercero de secundaria en su escuela femenina de Gakushuin en Tokio, inicialmente por la tarde y luego a tiempo completo. Hasta hoy. Sin cejar ni un solo día ya en su empeño de ponerse fuerte.

aiko-japon-5zVER GALERÍA

A pesar de la ausencia forzosa, la Princesa ha logrado graduarse con resultados satisfactorios y en abril comenzará a ir al Instituto de Gakushuin. A lo largo de todo este año, se ha ocupado además de aprender poco a poco el desempeño de las funciones oficiales acompañando a sus padres en diversas actividades. Pasó unas vacaciones de verano muy atareadas, asistiendo con sus padres a la ceremonia del Día del Agua en la capital el pasado 1 de agosto y a un evento en el Día de la montaña en Matsumoto, Prefectura de Nagano, el 11 de agosto. Por aquel entonces nada hacía preveer sus posteriores problemas de salud, hoy en vías de recuperación. No hay más que verla.

Más sobre