La boda de la princesa Felipa de Baviera y Christian Dienst

Para su día más especial, la hija del príncipe Leopoldo de Baviera eligió un vestido de novia que recordaba al que lució la duquesa de Cambridge en su enlace con el príncipe Guillermo de Inglaterra

La princesa Felipa de Baviera y Christian DienstVER GALERÍA


La iglesia de Wies, en el distrito Weilheim-Schongau de Baviera (Alemania), se vistió de gala este fin de semana para celebrar el enlace de la princesa Felipa de Baviera y el productor de cine Christian Dienst. La novia, radiante con un precioso diseño con superposición y mangas de encaje que recordaba al vestido que lució la duquesa de Cambridge en su boda con el príncipe Guillermo de Inglaterra, llegó acompañada de su padre, el príncipe Leopoldo de Baviera.

A pesar de que la lluvia no cesó y el buen tiempo no les acompañó, por lo que muchos invitados tuvieron que acudir con paraguas, la novia, muy emocionada, y su padre fueron recibidos por el pastor Kirchmeier a las puertas del templo. Fue entonces cuando pudimos observar la espectacular tiara de brillantes que llevaba la novia sujetando el velo, la misma que lució su madre, Ursula Möhlenkamp, en la boda de Alberto y Charlene de Mónaco.

María Theresia y Elisabeth von Thurn und Taxis, y Leopoldo de Baviera con su esposa UrsulaVER GALERÍA


Tras 'entregar' a su hija al que estaba a punto de convertirse en su marido, el príncipe Leopoldo volvió al lado de su esposa, Ursula y sus otros tres hijos, Manuel, Pilar y Constantino, que no podían perderse el gran día de su hermana. Al igual que los 500 invitados que fueron testigos de su 'sí, quiero', entre los que se encontraban el duque Max y la duquesa Elisabeth de Baviera, su hija Elisabeth y el marido de ésta, Daniel Terberger, o María Theresia y Elisabeth von Thurn und Taxis, hijas de Gloria von Thurn und Taxis, quien en la década de los 80 era conocida como “la princesa punk” por su extravagancia a la hora de vestirse y peinarse.

La iglesia de Wies, en el distrito Weilheim-Schongau de Baviera VER GALERÍA


Los invitados pudieron admirar el espectacular interior de la iglesia de peregrinación de Wies. En un entorno de ensueño, el templo se encuentra situado en los Alpes bávaros y puede decirse que es una obra maestra de la la arquitectura del rococó de Baviera. Se trata de la obra más destacada del arquitecto Dominikus Zimmermann y destaca no sólo por su luminosidad y colorido sino por el espectacular fresco que corona la cúpula. Todo ello contribuyó a que en el año 1983 la iglesia de Wies fuese proclamada patrimonio de la humanidad en Alemania por la Unesco.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más