Pilar Rubio

Así imaginamos el vestido de novia de Pilar Rubio

La presentadora y Sergio Ramos se casarán el 15 de junio ante más de 400 invitados

Dicen las estadísticas que nueve de cada diez novias siguen prefiriendo el blanco como color para su vestido y que la mayoría trata de encontrar un diseño acorde a su estilo. Por eso, cuando intentamos adivinar cómo será el diseño de cada mujer, inclinarse por este tono y tener en cuenta cómo viste habitualmente puede darnos algunas pistas sobre su look nupcial. Pilar Rubio se casará el próximo 15 de junio con Sergio Ramos. La pareja, que tiene tres hijos en común, se dará el 'sí, quiero' en la Catedral de Sevilla, en una ceremonia en la que sus pequeños ejercerán de pajes. Después se trasladarán a la finca La Alegría, ubicada a escasos 20 minutos de la capital andaluza. Aunque no ha trascendido el nombre del diseñador que confeccionará el vestido de Pilar, hemos querido imaginar cómo podría ir vestida en su gran día.

Hay quien opina que Pilar Rubio no vestirá de blanco, al menos no en todo momento. Este tono, que las invitadas no deben lucir en una boda según dicta el protocolo, queda reservado a la novia igual que el rojo, el rosa, el naranja y el verde. Y es que, entre las restricciones que ha marcado la pareja –no se permitirá el uso de teléfonos móviles ni de cámaras de fotos– también se encuentra vestir de estos colores. Sin embargo, teniendo en cuenta el lugar elegido para la celebración del enlace, lo normal sería que Pilar eligiera el blanco o un rosa empolvado para la ceremonia religiosa. De ser así, la presentadora podría lucir un vestido de corte sirena que realce su figura –algo que trata de hacer en su día a día– y que juegue con el encaje para crear efecto de desnudez en ciertas zonas del cuerpo, como los hombros, la espalda o el escote. Seguiría, de este modo, una especie de tradición marcada por las wags (wives and girlfriends, mujeres y novias de futbolistas) que, en sus enlaces, optan por diseños de líneas clásicas, pero con detalles que actualizan el modelo. Basta recordar el modelo que Rosa Clará creó para Antonella Rocuzzo o el que, también la diseñadora catalana, imaginó para Daniella Semaan.

El hecho de que Rosa Clará haya sido una de las creadoras más elegidas por las mujeres de otros futbolistas en los últimos años, también hace que su nombre resuene como uno de los posibles para firmar el vestido de Pilar. Sin embargo, la confesión que hizo de la presentadora, indicando que no será una novia clásica, hace que la catalana pierda algo de fuerza. Eso sí, siempre podría hacer como Carlota Cashiraghi o Candela Serrat y dar el toque diferencial a su estilismo nupcial jugando con accesorio que, hasta hace poco, no estaban reservados para las novias.

Los otros vestidos de Pilar

La prohibición de colores para las invitadas al enlace invita a pensar que la futura mujer de Sergio Ramos podría lucir más de un vestido. Ya es habitual entre royals y celebrities cambiar el look elegido para la ceremonia religiosa –casi siempre más clásico y protocolario– por un vestido de invitada para la fiesta. Un diseño que, aunque muchas eligen en blanco, también se colorea con tonalidades suaves. Pilar podría aprovechar esta ocasión para optar por las gamas que más le favorecen y que, con más frecuencia, se cuelan en su armario. Además, podría sustituir las líneas más clásicas por siluetas con amplias aberturas, pronunciados escotes –tanto en la parte delantera como en la espalda– e incluso pedrerías o lentejuelas. Además, no sería extraño que no se conformara con un solo diseño, sino que luciera varios looks durante la fiesta, como ya hizo María José Suarez.

Más sobre

Read more