Faldas 'ruffle', el detalle que transforma los vestidos princesa en looks de Hollywood

Camila Alves lo utilizó sobre la alfombra roja y Lea Michele en el día de su boda. Ahora, son los diseñadores los que plasman estos curiosos volúmenes en sus propuestas de novia

Es inevitable asociar al terreno bridal muchos de los estilismos de ensueño que vemos sobre la alfombra roja. Y es que los vestidos blancos que vemos cada año en la gala de los Oscar tienen una cualidad innata: que imaginemos a las musas del cine como novias de Hollywood. El photocall más prestigiosos del Séptimo Arte se convierte cada mes de marzo en una pasarela improvisada gracias a unos diseños de gala que bien podrían protagonizar un look nupcial. Echando la vista atrás al año 2018 recordamos a Camila Alves, que llegó al Dolby Theatre con un original vestido cuya voluminosa falda asimétrica ha servido como punto de partida para muchas colecciones nupciales y como inspiración para otras novias y compañeras de profesión como Lea Michele.

camila_1zVER GALERÍA

La modelo y actriz brasileña asistió a los Oscar hace un año la mano de su marido, Matthew McConaughey, convirtiéndose en una de las parejas estrella de la alfombra roja. Si hubo un diseño que se podía asociar inevitablemente al terreno nupcial fue aquel opulento look firmado por Vivienne Westwood. Su escote Bardot es uno de los más habituales en las novias y su falda de tul, una de las más nupciales que pudimos ver aquella noche. Ese estratégico juego de capas, volúmenes y asimetrías que nacen desde la cintura se asemejaban a una suerte de volantes XL y recreaban un nuevo universo dentro de las siluetas princesa. Este tipo de cortes son, tradicionalmente, los más buscados por las novias. Tanto es así que la actriz Lea Michele supo desde el primer momento que se casaría con uno así. Es más, también se atrevió a arriesgar con este nuevo concepto en el día de su boda.

bridal_1zVER GALERÍA

Lea se decantó por un diseño de corte princesa con corpiño, escote corazón estructurado y una voluminosa falda de doble capa asimétrica que se convierte en la protagonista del look. ¿Su artífice? la diseñadora Monique Lhuillier, en quien ha confiado en multitud de ocasiones para pisar la alfombra roja. En concreto, es el modelo Luna de la colección primavera-verano 2019. Está elaborado en gazar de seda y su falda abullonada está hecha a mano. Aunque es un diseño de temporada que se puede adquirir en sus boutiques, fue personalizado conforme a su silueta. El dato más llamativo no es el tipo de vestido que buscaba, sino cómo lo encontró, y es que lo suyo fue la historia de un flechazo a través de las redes sociales. La propia Lea reconoce a People que un buen día, repasando el perfil de Instagram de esta firma nupcial, se topó con la fotografía de este diseño e inmediatamente tuvo claro que tenía que casarse con él.

bhlnd_1zVER GALERÍA

Otras firmas nupciales como la americana BHLND han llevado las faldas onduladas a su propio terreno, recreando una versión aparentemente más ligera gracias a una textura de tul semitransparente con franjas en contraste. Su bustier, con silueta corazón, refleja lo mejor de las tendencias actuales y, a su vez, hace un guiño al pasado gracias a los microdrapeados que se cruzan a la altura del pecho hasta enmarcar la cintura. Se trata del modelo Garner y pertenece a la nueva colección de primavera, disponible en tiendas físicas y en su tienda online por un precio aproximado de 1.100 euros.

jesus_1zVER GALERÍA

En España también nos hemos hecho eco de esta tendencia que ha conquistado a actrices y novias del otro lado del Atlántico gracias a firmas como Jesús Peiró, siempre a la vanguardia nupcial. De este modo, apuestan en su colección Heritage por un cuerpo de pronunciado escote con fajín en chantilly y aplicaciones de pedrería y guipur. Se remata con una gran falda de tul en filigrana que sigue la tendencia de las líneas sinuosas, de las capas asimétricas y de ese elegante movimiento que producen al caminar.

Más sobre

Read more