Carla Barber

Carla Barber se inspira en el look nupcial de Meghan Markle para su vestido de novia

La que fuera Miss Universo España 2015 ha lucido tres sofisticados y sensuales diseños en su gran día, y el primero de ellos recuerda inevitablemente al diseño de Stella McCartney que escogió la duquesa de Sussex en su gran día

Tras un año y medio de preparativos y unos últimos días cargados de nerviosismo y emoción, Carla Barber ya le ha dado el 'sí, quiero' a su pareja Camilo Esquivel. La que fuera Miss Universo España en 2015 ha retransmitido en directo el enlace ante sus 145.000 seguidores en Instagram, lo que nos ha permitido descubrir todos los detalles del enlace, desde el idílico lugar en el que ha pasado por el altar hasta la decoración del mismo, los invitados y, cómo no, el secreto mejor guardado de toda boda: el vestido de la novia. En este caso han sido tres diseños los que ha lucido la canaria en su gran día, todos fieles a su estilo sofisticado y sensual.

Carla saltó a la fama debido a su trabajo como modelo, que le llevó a representar a España en certamen internacional de Miss Universo en el año 2015, y acaparó numerosos titulares debido a la relación que mantuvo con el futbolista Álvaro Morata. Tras su paso por Supervivientes en 2016, decidió cambiar de rumbo y dedicarse por completo a la medicina, carrera que terminó de estudiar mientras ejercía como maniquí. Se especializó en el mundo de la medicina estética, gracias a lo que conoció a su ahora marido, que también se dedica a esta profesión y, al igual que Carla, posee varias clínicas propias. Tras unos meses de intensa relación, la pareja se prometió en marzo del año pasado, y ayer formalizaron su amor en una romántica ceremonia celebrada en Las Palmas de Gran Canaria, isla natal de la novia.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Luis Perdomo (@luisperdomocouture) el

En su gran día, Carla ha lucido tres vestidos que reflejan a la perfección su personalidad. El primero, una creación del modista venezolano Luis Perdomo que recuerda inevitablemente al ya histórico segundo look nupcial de Meghan Markle firmado por Stella McCartney. Se trata de un vestido blanco de seda con escote halter y cuerpo sirena, entallado hasta la rodilla y con una gran cola. Aunque la parte frontal es muy similar a la de la duquesa de Sussex, lo cierto es que la doctora canaria se ha permitido añadir un toque extra de sensualidad al decantarse por un escote trasero más pronunciado que el suyo. Le ha sumado una corona de plata envejecida con la que ha rematado su recogido bajo y de la que partía un largo velo clásico. A sus pies, unas sandalias con detalles de strass de Jimmy Choo, y como joyas, exclusivas piezas de Yanes.

Para la recepción, Carla cambió su estilismo y lució otro vestido blanco, esta vez confeccionado en un tejido más vaporoso y cuajado de abalorios y pedrería, con un pronunciado escote en 'V', espalda al descubierto y una pequeña cola. Ataviada con este segundo diseño y prescindiendo de otros complementos, la novia ha escuchado junto a su marido los emotivos discursos de sus familiares.

Después de la cena y las muestras de cariño de sus seres queridos, Carla y Camilo han procedido a cortar la tarta y bailar por primera vez convertidos en marido y mujer. En estos tradicionales momentos, la modelo y doctora ha sorprendido con su tercer y último conjunto de la noche, protagonizado por un vestido de escote corazón con cuerpo de encaje decorado con pedrería del que partía una falda de tul con una gran apertura que dejaba ver sus tonificadas piernas. Con este diseño, cuya falda ha remangado para conquistar la pista de baile con mayor comodidad, Carla Barber ha puesto punto final a una noche de ensueño que llevaba meses esperando.

Más sobre

Leer más