¿Buscando tu vestido de novia ideal? Estas son las cinco opciones más comunes para dar con él

Descubre cuáles son las opciones más destacadas que tienes a tu disposición a la hora de seleccionar el vestido que te hará brillar en uno de los días más especiales de tu vida

Escoger el vestido perfecto se convierte en el punto más importante para una novia, pero también en la tarea más complicada. Dar con el diseño soñado no es tan sencillo como probarse varios vestidos, sino que requiere, en la mayoría de los casos, de paciencia y tiempo. Hoy día existen diferentes opciones a la hora de buscar el outfit que coronará uno de los días más importantes de tu vida y conocer todo lo que el mercado nupcial te ofrece es el mejor punto de partida para triunfar. A continuación te contamos cuáles son las posibilidades más recurrentes para que comiences a elaborar tu planning. 

Cinco opciones para vestirte de novia

Para aquellas novias cuyo presupuesto no es muy elevado, el alquiler se convierte en una opción perfecta con la que conseguir un diseño digno de cuento de hadas. Cada vez son más las tiendas que te ofrecen esta posibilidad con lo que ya no tendrás que guardar tu vestido en el fondo del armario sin poder darle mayor uso que unos carnavales. Una opción muy práctica que, además, ofrece la posibilidad de lucir modelos de Alta Costura a aquellas que se confiesan amantes de la moda y que de otra manera no podrían permitirse.

Alquilar no significa que debas renunciar a diseños de calidad y, sobre todo, a las últimas tendencias. El proceso será prácticamente igual que con otras opciones y, por supuesto, se harán los arreglos pertinentes para que la novia quede totalmente enamorada de su outfit. En el precio final se suele incluir también la tintorería anterior y posterior a la puesta. ¿Qué más se puede pedir?

novias-1zVER GALERÍA

Como segunda opción encontramos la posibilidad de adquirir un modelo de segunda mano. Actualmente estamos asistiendo a la revolución de las aplicaciones móviles en las que podemos comprar todo aquello que necesitamos sin necesidad de gastar una indecente cantidad de dinero, así como vender lo que no utilizamos. Muchas son las novias que, tras haber pasado el gran día y el tiempo de rigor en el que te invade la nostalgia y miras varias veces el vestido rememorando ese precioso día, deciden vender su vestido para darle una segunda vida y recuperar parte de la inversión.

Así, lo que otra mujer ya no necesita o quiere puede convertirse en un tu modelo de ensueño. Esta opción requiere de una búsqueda mucho más selectiva y cuidada ya que deberás examinar al detalle cada vestido para comprobar que las condiciones del mismo son perfectas, ya que de no ser así tendrás que llevarlo a retocar desembolsando aún más dinero.

La posibilidad de encontrar un diseño realmente vintage o aquellos modelos que te enamoraron la temporada pasada son varias de las grandes ventajas de esta opción. También puedes reutilizar el vestido que llevó tu madre, hermana o prima para incluir un aire sentimental a tu boda.

Actualmente vivimos en una sociedad marcada por las redes sociales e Internet. Hoy día puedes hacer cualquier tipo de compra sin moverte del sillón de tu casa, lo que hace más cómoda y sencilla esta experiencia. Si compramos el outfit de nochevieja o de invitada, ¿por qué no buscar también un diseño nupcial en la red? Esta opción es perfecta para aquellas novias que buscan diseños sencillos a la par que elegantes y que desean salir del clásico vestido de princesa. Hay también quien prefiere escoger un diseño de invitada o incluso un pantalón o jumpsuit de tendencia y es ahí donde la red se convierte en el mejor catálogo disponible.

novias-2zVER GALERÍA

Acercándonos a las opciones más clásicas y tradicionales encontramos la búsqueda, selección y prueba de decenas de vestidos en las múltiples tiendas de moda. Acudir con tus amigas y familiares puede ser uno de los momentos más especiales de los preparativos.

Por último hay quienes sueñan, desde pequeñas, con cómo será su boda. Cada momento de la ceremonia, la ubicación y hasta el más mínimo detalle del vestido. Hacer un diseño a medida se convierte en la mejor opción para dar vida a esos sueños. ¿Qué es lo más especial de esta posibilidad? El poder crear un diseño totalmente único que te convierta en una novia diferente. El único problema es que en este caso la cantidad de dinero a desembolsar será mayor que con el resto, precio que variará en función de tus gustos y de los detalles que desees incluir en tu vestido de novia.

Más sobre

Regístrate para comentar