Imagen 20/27
Ni miedo escénico, ni embargos de Hacienda, Sabina da el do de pecho en Barcelona

Ni miedo escénico, ni embargos de Hacienda, Sabina da el do de pecho en Barcelona

Ni miedo escénico, ni yuyus, ni embargos de Hacienda. Joaquín Sabina dio anoche el do de pecho en el Palau Sant Jordi de Barcelona ante 15.000 personas, según la promotora The Project, en el primero de los dos conciertos de final de la gira "500 noches para una crisis". Pasaban quince minutos de la hora prevista cuando, tras una introducción sonora con "Lily Marlene", apareció la banda, seis músicos, todos de oscuro, y luego Sabina, con traje verde oliva y bombín."En algún momento de la semana pasada pensamos que no llegaba a Barcelona -dijo el jiennense entre ovaciones-. Por suerte, llegamos y nuestra intención es devolverles tanta honda impresionante como nos han mandado los amigos, los enemigos -que también han colaborado en esta magnífica campaña de márketing- y tantos desconocidos anónimos. Benditos sean". El cantante ofreció un concierto increíble de más de dos horas y veinte minutos de duración, que finalizó con Serrat tocando el bombo y Sabina los platillos.  

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie