Imagen 28/28
Un concurrido "Pobre de mí" cierra los San Fermines 2013 y emplaza al 2014

Un concurrido "Pobre de mí" cierra los San Fermines 2013 y emplaza al 2014

La plaza del Ayuntamiento de Pamplona ha vivido esta medianoche una de sus tradiciones más emotivas, el canto del 'Pobre de mí' con el que se han dado por finalizados los San Fermines 2013 y en el que el alcalde de la ciudad, Enrique Maya, ha emplazado a comenzar las nuevas fiestas dentro de un año. Con puntualidad, pese a que se había especulado con la posibilidad de que el acto tuviera lugar 18 minutos más tarde para "recuperar" el retraso con el que se lanzó este año el chupinazo, Maya salió al balcón de la Casa Consistorial y se dirigió a una abarrotada plaza, donde los presentes portaban velas encendidas en sus manos. Se trata, en un tono entre festivo e irónico, de evidenciar el luto y la pena con que los pamploneses acogen el final de unas fiestas que durante 9 días cambian por completo la fisonomía de la ciudad e incluso el carácter de sus gentes.