Imagen 3/34
Cambio en la ley de sucesión: ¿Qué pasaría si los duques de Cambridge tuvieran primero una niña?

Cambio en la ley de sucesión: ¿Qué pasaría si los duques de Cambridge tuvieran primero una niña?

David Cameron, el primer ministro de Inglaterra, está estudiando modificar la ley de sucesión para que no haya prevalencia del hombre sobre la mujer y para que la reina pueda ser católica. En la Cámara de los Comunes, Cameron explicó que ha escrito a 16 líderes de la Commonwealth -cuyos países tienen a la reina de Inglaterra como jefa de Estado- para conocer su opinión y se mostró a favor de abolir esa ley de 300 años de antigüedad. Alertó no obstante de que el proceso llevará bastante tiempo, ya que exigiría modificaciones legales en algunos de esos países. De acuerdo con la Ley de Instauración inglesa del año 1701, los miembros de la familia real británica no pueden convertirse al catolicismo o casarse con una persona de esa religión sin renunciar a la sucesión al trono. Esa ley establece además que los varones tienen preferencia sobre las mujeres en la línea de sucesión y que la primogénita de un monarca no puede heredar si tiene hermanos más jóvenes. La norma que rige actualmente para la sucesión monárquica en Inglaterra data de la llamada Revolución Gloriosa de 1688, cuando el católico Jacobo II fue derrocado por el protestante Guillermo de Orange, y fue ratificada en 1701 por la llamada Ley de Instauración. “Tendremos una reunión sobre este tema en el encuentro de jefes de Estado de la Commonwealth", apuntó David Cameron. Los jefes de Estado de la Commonwealth se reunirán la semana próxima en Australia en un encuentro presidido por la reina Isabel II, que realizará un viaje de diez días a ese país desde el miércoles próximo. Si esta modificación se lleva a cabo, permitiría, por ejemplo, que si el príncipe Guillermo y la duquesa de Cambridge tuvieran una niña en primer lugar, sería la futura reina de Inglaterra.

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie