Imagen 14/16
Antonio Banderas, premiado en la República Checa

Antonio Banderas, premiado en la República Checa

El Festival de Cine de Karlovy Vary , en la República Checa, ha sido el escenario perfecto para que el malagueño hiciera unas declaraciones que han sorprendido a más de un uno. Galán internacional e inmerso en el panorama hollywodiense desde mediados de los 90, Antonio Banderas confesaba en rueda de prensa: "Hubo un momento en que era un rompecorazones pero nunca me sentí así. Hacer el juego de galán todo el tiempo te destroza. Por eso volví a Málaga". Y precisamente su ciudad natal es la fuente de inspiración para películas como El camino de los ingleses, filme que le ha valido el reconocimiento del cine checo. Banderas recibió ayer el Presidential Award. Sin embargo, éste no es el primer reconocimiento que recibe por esta producción. Tampoco dejó a nadie indiferente en la Berlinale de 2007. "Unos decían que era una pequeña obra maestra y otros por poco me crucifican", bromeaba.