actividades-adolescentes

Actividades muy originales para motivar a los adolescentes

Hablamos con el profesor Cristian Olivé sobre cómo podemos lograr que los jóvenes continúen su aprendizaje en esta situación excepcional

Cristian Olivé se califica a sí mismo como un ‘profe rebelde’, y no cabe duda de que lo es. Este licenciado en Filología Catalana, autor de Profes rebeldes (Grijalbo) y profesor de Lengua y Literatura en un Instituto de Barcelona, ha revolucionado las aulas con su original método de enseñanza, cuyo objetivo es lograr que los jóvenes aprendan de una manera muy amena.

Lee: ¿Cómo estás? Desde ¡HOLA! queremos saber cómo llevas la cuarentena

Para ello, utiliza un ‘arma’ no tan secreta, “los intereses de los chicos”, que según explica, le sirven para crear los ejercicios de su asignatura. Así, en sus clases, uno se puede encontrar tanto un análisis de una canción de Rosalía como un estudio de un vídeo de un popular youtuber, desde el punto de vista del discurso.

Tras el shock inicial que les produce sentarse frente a este profesor tan atípico, llega la motivación. “Sienten ganas de más, y como profe genera muchísima adicción porque tienes ganas de escucharlos para darle a todo una vuelta y que así puedan aprender de aquello que tanto les gusta”, comenta.

Y ahora que vamos a pasar más tiempo con nuestros hijos en casa, Cristian Olivé nos ha dado unos valiosos consejos para que los jóvenes continúen aprendiendo… y nosotros con ellos.

Lee: 7 actividades fáciles para que los niños se diviertan en casa

Desde hacer una entrevista hasta idear un meme

El profesor catalán nos anima a afrontar estos días como una oportunidad para estar con nuestros hijos y descubrir lo que les interesa. “Es un buen momento para acercarse a ellos y preguntarles por ese vídeo que están viendo… en definitiva, aprender juntos”, afirma. Es más, asegura que su experiencia le ha demostrado que los jóvenes “agradecen mucho que el adulto no juzgue de manera negativa aquello que tanto les gusta”, y se declara un “gran defensor de las pantallas”. Pero con ciertas condiciones: hay que limitar el tiempo que se usan y el contenido que se consume.

Apunta que los dispositivos electrónicos “pueden convertirse en unos buenos aliados en estas semanas”, y nos anima a usarlos para realizar actividades que no sólo reforzarán el vínculo entre padres e hijos, sino que les servirá para aprender y entretenerse al mismo tiempo:

  • Hacer un guion. Podemos explicar qué es el coronavirus o una guía de cómo pasar una semana en casa confinados. Una vez tengamos elaborado nuestro guion, grabar un vídeo. Una actividad de lo más amena para los adolescentes.
  • Realizar entrevistas. El profesor nos propone que nuestros hijos nos entrevisten, o incluso que lo hagan entre hermanos, y después, grabarlo.
  • Inventarse una historia y contarla a través de su cuenta de Instagram.
  • Idear memes. Estos días, podemos encontrar en la red un sinfín de divertidos memes sobre el aislamiento en casa, ¿así que por qué no hacer el nuestro propio?
  • Muy pocos lo saben, pero tal y como el propio Cristian Olivé detalla en sus redes (@xtianolive), ‘Fortnite’, uno de los videojuegos que más éxito ha cosechado en los últimos tiempos, se basa en una novela literaria, ‘Battle Royale’, del escritor japonés Koushun Takami. El profesor propone que inspirándonos en este juego, escriban un texto narrativo distópico bajo diferentes puntos de vista.
  • ¡Imaginación al poder! En la línea de lo anterior, el profesor nos alienta a que pensemos actividades que se adapten a los gustos de nuestros hijos.

Su máxima es que “podemos aprender de todo aquello que nos rodea”, y “lo que falla no es el entorno, sino el planteamiento de la actividad”. Confiesa que se dio cuenta de que era necesario cambiar la enseñanza al percatarse de que “lo que debía hacer es despertar ese ‘gusanillo’ del autoconocimiento de sí mismos”. “Mis alumnos no sabían responder quiénes eran, cómo eran y qué querían ser”, detalla. Así, inició su transformación en un ‘rebelde’, que ha logrado incrementar la motivación de sus pupilos: “en mi clase aprenden, disfrutan más y entienden que el proceso de aprendizaje no sólo es memorizar y demostrar que lo saben, sino el vivir el placer de aprender”, asevera.

Aunque todo esto es, sin duda, importante, nos advierte que también es esencial darles un poco de espacio “porque lo van a necesitar”. De este modo, nos da los siguientes consejos de convivencia:

  • Ser realistas. Debemos respetar y comprender que estamos en una situación de crisis. Es importante que realicen sus tareas, pero también que descansen.
  • Rebajar el tono y armarnos de paciencia. Es difícil tanto para nosotros como para ellos.
  • Si se produce algún momento de tensión, dejar la conversación a medias. Ya se continuará en otro momento.

Lee: Coronavirus: cómo explicar a los niños esta nueva situación

Más sobre