Chiara Ferragni y Kylie Jenner

Chiara Ferragni, Kylie Jenner y el carrito de bebé de 10.000 euros

La 'influencer' y la pequeña del clan Kardashian pasean a sus hijos en un artículo de lujo de la firma italiana Fendi

Desde que Chiara Ferragni dio a luz al pequeño Leo, en su cuenta de Instagram se cuelan las fotos del pequeño casi con la misma recurrencia que antes mostraba los diseños de su firma de ropa. De él ya sabemos que tiene varias camisetas y bodys con el animal al que hace referencia su nombre estampado, que le encanta poner caras y hacer gestos mientras su madre lo fotografía o que, en una de sus primeras instantáneas, lucía un estilismo que lo unía a Alana Martina, la pequeña de Georgina Rodríguez y Cristiano Ronaldo. Ha sido de nuevo la red social la que nos ha desvelado que Leo y Stormi, la hija de Kylie Jenner, pasean en un cochecito idéntico.

Ya te adelantamos que hace algunas semanas la pequeña del clan Kardashian publicaba una imagen cerca de Hidden Hills, una exclusiva zona residencial en la que vive con la niña, en la que madre e hija disfrutaban de un agradable paseo. Lo llamativo era que el carrito en el que estaba cómodamente ubicada Stormi estaba estampado con el monograma de Fendi, un print que ha puesto de acuerdo a Gigi Hadid, Hailey Baldwin y a otras modelos que han convertido el estampado de la firma italiana en el preferido de la primavera, por encima de las flores.

Mucho se rumoreó sobre si el diseño en cuestión se trataba de una pieza exclusiva, ya que no era posible encontrarlo dentro de la web de la firma. Sin embargo, varias semanas después Chiara ha sorprendido colgando algunos stories en los que aparece paseando a Leo en un cochecito muy similar que corroboraría su gusto por la firma -desde que tuvo a su hijo la hemos visto con sudaderas, bolsos y chaquetas de Fendi-.

El misterioso cochecito sigue sin formar parte del catálogo de su tienda online y tampoco se encuentra disponible en otros e-commerce en los que venden accesorios de la firma. Y es que, según afirmaba People en un artículo, se trata de un artículo de lujo que se puede solicitar por encargo y cuyo precio rondaría los 12.500 dólares, es decir, algo más de 10.600 euros. Una cifra muy superior al resto de sillitas que estarían disponibles desde 1.000 euros. Lo que todavía no parece confirmado es si la marca se los regaló a las dos recién estrenadas mamás o si ambas han coincidido en gusto y estilo eligiendo para sus pequeños el mismo tipo de accesorios.

Más sobre