Meghan Markle: tres looks en menos de 7 horas, uno de ellos con polémica

La duquesa de Sussex continúa convenciendo con su variada maleta premamá de viaje por Oceanía, aunque no todas sus elección han recibido la misma aprobación

El tour por Oceanía de la pareja real está llegando a su fin. Los duques de Sussex, que se despidieron de Australia este domingo, se encuentran en Nueva Zelanda donde concluirán su viaje. Desde la ciudad de Auckland, su última jornada ha sido de lo más apretada, llegando a reunir tres actos en el mismo día de lo más diferentes, lo que ha hecho que podamos ver cómo Meghan Markle hacía acopio de su impactante estilo mostrando tres estilismos en menos de 7 horas. Sin embargo, uno de ellos no se ha librado de la polémica por no ser el look más acertado en el contexto en el que se mostraba, una desafortunada elección que recuerda a debates similares que han acompañado a decisiones de moda por parte de Melania Trump.

Meghan MarkleVER GALERÍA

-Leer también: Todos los looks premamá de Meghan Markle en su visita oficial a Oceanía.

El día de la pareja empezó en North Shore, una ciudad al norte de Auckland donde dedicaron un área de 28 hectáreas a The Queen’s Commonwealth Canopy, una iniciativa que empezó su andadura en 2015 como red con diversos programas para la conservación de los bosques. Ya que el acto de la mañana era de carácter informal, Meghan Markle llevó una americana ajustada de color azul marino de la firma Karen Waler, modelo Fathom (358 euros), una camiseta negra y pantalones vaqueros de J. Crew efecto lavado modelo Toothpick (112 euros) y botas para la lluvia de The Muck Boot Company (153 euros).

Meghan MarkleVER GALERÍA

Sin embargo el estilismo más polémico de Meghan Markle tuvo lugar poco después en la entrega de premios Pillars, una organización caritativa que apoya a los niños cuyos padres se encuentran encarcelados. No convenció que en un evento solidario llevara un conjunto cuyo valor superaba los 5.000 euros. Al evento que tuvo lugar en Manukau City, Auckland, la Duquesa se presentó con un vestido de Brandon Maxwell en color blanco (2.248 euros) combinado unos stilettos de Stuart Weitzman (465 euros), modelo Legend en color nude, y una clásica gabardina de Burberry por encima (2.973 euros).

Meghan MarkleVER GALERÍA

Para terminar el día, el matrimonio acudió a la recepción organizada por la Primera Ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Arden en el Museo Auckland War Memorial. El tercer look de la Duquesa en clave de cóctel era un original vestido de corte sartorial, muy en línea con su estilo, con tail hem, falda más larga por detrás que por delante, de Antonio Berardi en color azul marino (2.368 euros), modelo que ya se encuentra agotado. Como broche escogió complementos que acompañaran el diseño, los stilettos nude Deneuve de la firma italiana Aquazzurra (660 euros), uno de sus zapatos favoritos con lazo en la parte del talón que ha lucido en varias ocasiones, y un bolso de mano negro de Dior.

Más sobre