Los innovadores códigos flamencos de Marta Ortega en la Feria de Abril

La hija de Amancio Ortega acude a una de las fiesta más exclusivas de Sevilla y huye de tópicos, pero no deja de rendir homenaje a la moda flamenca con un sencillo detalle

La sencillez es su carta de presentación. Una discreción que no le priva de hacer guiños de tendencias capaces de marcar la diferencia. Si impactante fue su vestido de Zara sobre la alfombra roja de los Oscar 2018, Marta Ortega vuelve a destapar su lado más innovador durante la Feria de Abril. Lejos de seguir los al detalle los códigos de la moda flamenca más tradicional, da un giro a su estilismo para conseguir un look de invitada de sobresaliente para acudir acompañada por su novio, Carlos Torretta, a la fiesta privada y exclusiva de la compañía de viajes de lujo a medida Unique Properties and Events, de los empresarios Cédric Reversade y Paul-Maxime Koskas. No obstante, la hija del propietario de Inditex no pierde la oportunidad de homenajear a estos días de fiesta de forma fácil con un discreto detalle no exento de vistosidad.

Marta Ortega, moda flamencaVER GALERÍA

La elección de Marta Ortega es versionar uno de los imprescindibles del armario femenino desde que lo subiera a las pasarelas el visionario Yves Saint Laurent, el esmoquin. Ella opta por un corte muy actual que es recrea los detalles definitorios de esta prenda, pero disponiéndolos en una sola pieza. De ahí, que en lugar de chaqueta y pantalón, ella busque la comodidad en un jumpsuit. Como color, el negro. Una apuesta segura a la elegancia que coordina con sus sandalias de tacón y su bolso de mano. No obstante, falta un detalle de lo más definitorio y apropiado en estos días sevillanos, una flor. En lugar de llevarla adornando la cabeza, prefiere prenderla de su solapa, creando un llamativo contraste al ser en color blanco que realza su estilismo y nos presenta su participar visión de la moda flamenca.

 

Primer plan de feria gracias @panambistyle #vestidosunicos

Una publicación compartida de lourdes montes (@lmontesoficial) el

Curiosamente el total look en blanco y negro fue la apuesta que marcó el estilismo también de otra de las invitadas más destacadas de la fiesta, Lourdes Montes. Sin embargo, mismo concepto, pero elecciones muy diferentes. La esposa de Fran Rivera se decantó por un vestido que en contraste llevaba una gran lazada en un hombro. Se trata del diseño de la anécdota estilística más comentada de la primera noche de Feria, ya que otra invitada VIP que se dejó ver en Sevilla, Jessica Bueno, también llevó este diseño de la firma Panambi. Afortunadamente, no coincidieron en esta cena privada.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más