Un desfile inolvidable: ¿A qué se debe la sonrisa de Victoria Beckham?

La diseñadora británica presenta su colección de otoño-invierno 2018-2019 rodeada de su marido y tres de sus hijos

Días de intenso trabajo para la diseñadora Victoria Beckham. La razón, la preparación de su desfile para otoño-invierno 2018-2019 dentro del marco de la New York Fashion Week. La cita que tuvo lugar ayer domingo 11 de febrero en la James A. Burder Mansion, una residencia de estilo renacentista situada en el vecindario de Carnegie Hill en el Upper East Side de Manhattan. Y, entre los invitados al desfile, cuatro nombres que, sin duda, fueron los que más tranquildad aportaron a la ex Spice Girl ante los nervios durante el show: su marido, David Beckham y tres de sus hijos, Cruz, Romeo y Harper. Faltaba su primogénito, Brooklyn, quien, no obstante, no se olvidó de su madre en un día tan especial y la felicitó de una simbólica forma, mostrando en Instagram -al mismo tiempo que acontecía el desfile- un nuevo tatuaje en el que se leía la palabra 'Mum' ('Mamá') dentro de un corazón.

Victoria Beckham y familiaVER GALERÍA

Un apoyo familiar que cambió la expresión de su rostro

Quien dice que Victoria Beckham es fría debe rectificar viendo las imágenes de la diseñadora sobre la durante este desfile. Cierto es que, en las fotografías que se toman de ella caminando por la calle, suelen mostrarnos una personalidad hierática, incluso similar pose solía acompañarla cuando salía a recoger los aplausos del público tras sus presentaciones. Sin embargo, nada que ver con la expresión de su rostro en esta ocasión. Tanto en backstage como sobre la pasarela, le fue difícil contener una emotiva sonrisa. Parte de la 'culpa', la tuvo ese cariño que demostró su familia al sentarse en primera fila, un lugar privilegiado y extratégico que permitió que la diseñadora se abrazara a los suyos al salir a saludar.

Harper BeckhamVER GALERÍA

El abrazo de su hija y de las modelos

Curiosamente, la diseñadora quiso recoger ese cariño familiar publicando una simbólica instantánea en su perfil de Instagram. En ella, podemos verla posar orgullosa junto a su hija, Harper, que le abraza emocionada y sonriente. Un afectivo gesto que también recibió de las modelos seleccionadas para la presentación. En este caso, y también a través de su cuenta en esta red social, Victoria aparece junto a la modelo australiana Akiima Ajak. Ambas se abrazan y la creadora suma un mensaje en el que agradece a todas las mujeres que se subieron a su última pasarela para mostrar la colección de otoño-invierno 2018-2019.

Victoria BeckhamVER GALERÍA

Una moda cómoda y oversize que acaba con la tiranía de las tallas

Parte de su felicidad se deba a la nueva declaración de intenciones que nos ha lanzado estos días Victoria. Con sus working looks de street style nos ha dado la máxima de que la moda está para no vivir pendiente de las tallas. Para ello, su fórmula es apostar por prendas oversize capaces de adaptarse a todo tipo de siluetas. Tal concepto también fue inspiración para su nueva colección, en sus creaciones siguen patrones amplios y rectos. Comodidad que también se deja acompañar de una sobriedad cromática, ya que en esta ocasión triunfan los tonos oscuros como el navy, junto tonalidad convertidas ya en nuevos básicos, como el cámel o el caquí. Y todo ello, acompañado de detalles en animal print, como puedes ver en bajo estas líneas.

victoria_beckham_8zVER GALERÍA

Más sobre

Regístrate para comentar