Armani da un vuelco a su estilo y presenta una colección muy femenina

Alberta Ferretti continúa en su línea minimalista y apuesta por una mujer a lo Audrey Hepburn

Aquella mujer ataviada con chaqueta masculina y de aire varonil, que Giorgio Armani había puesto tan de moda en tiempos pasados, sufre una sorprendente transformación y se convierte en la fémina más sexy y atractiva de la pasarela.
El diseñador italiano pasa página y da un giro de 180 grados a su estilo, presentando una colección de inspiración romántica para el otoño/invierno del 2001/2002.

"Finalmente soy libre de no ser Armani", declaró el popular modisto, que ofreció unos diseños muy modernos, donde el volante se convirtió en el elemento ornamental por excelencia.
Faldas, pantalones y levitas adoptan un aire andaluz que da a la mujer un toque especial de gracia y femineidad.

Las chaquetas y los abrigos se ciñen a la cintura de la mujer, y el color predominante es el azul, "en homenaje al Picasso de la época azul", según palabras del propio creador.
Elegancia, sencillez y romanticismo, que se hacen patentes también en su segunda línea de ropa, Emporio Armani, más juvenil y de colores alegres.

Llena de colorido estuvo también la presentación de Moschino que, una vez más, vistió a sus modelos con piezas originales y transformó la pasarela en una auténtico espectáculo cargado de luz y diversión.

Pureza y sofistificación con Ferreti
La diseñadora Alberta Ferretti ambienta su colección en los años 60 y se inspira en el estilo de la emblemática Audrey Hepburn para vestir a la mujer en el próximo otoño/invierno.
Una tendencia pura y sobria, en su línea minimalista de siempre, es la apuesta que hizo Ferretti en la pasarela italiana, que cierra hoy sus puertas, después de 11 días de desfiles, con la participación del modisto Trussardi.

Más sobre

Regístrate para comentar