Las joyas del siglo XXI ya no se limitan al oro, la plata y los diamantes: las nuevas joyas se apuntan al color, nuevos materias y piedras y diseños "rústicos". Así es, por ejemplo, la primera colección de joyas de... ¡Swatch!

Pues sí, la conocida marca de relojes ha aplicado su magia de diseño y color en Swatch Bijoux, cuyas fotos mostramos aquí en primicia, basa sus diseños en materiales como el acero noble y la silicona para hacer collares, pendientes, colgantes y pulseras en una línea tan alegre y coloristas como sus relojes.

Tous ha cambiado su estilo esta temporada, aunque sin dejar de lado sus diseños clásicos. La colección Romance es la última apuesta de la marca catalana. En ella predominan las piezas con gemas de colores y el oro amarillo, con formas florales y románticas.

Chus Burés es un creador muy personal, en constante investigación y que se inspira en gran medida en las formas étnicas. Sus brazaletes y anillos de tallas esféricas, pentagonales y en oro amarillo, resultan exóticas y refinadas al tiempo.

La diseñadora de joyas Helena Rohner sigue sorprendiendo, esta vez con una colección de piezas diseñadas en exclusiva para el Museo Thyssen-Bornemisza que combina plata y ébano en colgantes, pulseras, pendientes y gemelos.

La colección Milenio de la firma Carrera y Carrera propone unos pendientes asimétricos, en oro blanco y diamantes, de diferente tamaño: uno corto y otro largo, para dar un toque de sofisticación a la mujer.

Más sobre

Regístrate para comentar