Si de realeza ‘cool’ se trata, no hay quien supere a los Casiraghi y por su puesto que en el desfile de moda más esperado del año -el de Gucci-, no podía faltar la presencia de Carlota Casiraghi, que desde la primera fila y junto al actor Jared Leto y la británica Alexa Chung sumaron aires ‘reales’ con toques de frescura.

carlota1VER GALERÍA

La belleza monegasca disfrutó de la presentación de la propuesta Otoño-Invierno 2017 de Alessandro Michele con un ecléctico look compuesto por una chaqueta con lentejuelas, unos jeans acampanados verde botella, una playera y unas plataformas de Gucci. Atuendo que robó la atención de todos los asistentes y lo convirtió en el ideal de una princesa relajada del siglo XXI.

Su pelo suelto de lado al hombro, enmarcado por unas pobladas y diseñadas cejas con boca roja mate, blush rosado y un sutil delineado, recordaron la belleza de una joven Carolina de Mónaco en la década de los 80. Y es que aunque el estilo es más setentero, el parecido es innegable.

carlotaVER GALERÍA

Más tarde, para el alter-party del desfile, la princesa, de 30 años, dio un giro a su look optando por un conjunto más estilizado de pantalón y saco y unas plataformas tipo mary-janes, también firmados por la casa italiana, Gucci.

Carlota fue la primera princesa en debutar como imagen de una firma de moda cuando posó como embajadora de Gucci en años pasados. Hoy es una de las fieles seguidoras de la marca portando sus diseños en eventos de gala, como en la pasada gala del MET en la que acompañó al director creativo de la firma, Alessandro Michele.

carlota3VER GALERÍA

Más sobre