Horóscopo

Ya que el mañana nunca llega, ¿estamos todos atrapados para siempre en el hoy? El razonamiento es sencillo de seguir: al llegar a la medianoche, se acaba el viejo día. Entonces, mientras estamos en el borde del "mañana", éste se convierte en "hoy". Sin embargo, cada día encierra posibilidades de transformación. Y cada respiración puede traer inspiración. Como Mercurio, el planeta de las ideas, cambia de dirección tras el paso del solsticio, tu hoy está lleno de posibilidades. Puede traerte una comprensión que te permita ver la manera de empezar a hacer ahora mismo realidad uno de tus sueños futuros.

Celebrities con las que compartes signo

es

ver otros signos