Pulse sobre la imagen para ver las ampliaciones de las fotos

LA PRINCESA VICTORIA DE SUECIA: LA 'REINA DE LOS NOBEL'

La Heredera deslumbró por su belleza y elegancia en las dos cenas de gala que se celebraron con ocasión de los Premios

12 DICIEMBRE 2008
La Corte Real de Suecia se ha convertido estos días en un fabuloso escaparate de las mejores galas, como es tradición cada año con ocasión de la entrega de los Premios Nobel y las ceremonias vinculadas a ella. Las damas reales se han vuelto a vestir para brillar y deslumbrar coronando sus puestas en escena con impresionantes aderezos de diamantes y piedras preciosas. Y las tres citas han arrancado el aplauso de los entendidos en moda por la elegancia de los sofisticados vestidos de noche de la reina Silvia y sus hijas, las princesas Victoria y Magdalena, y por la exquisitez de sus adornos. Tanto han gustado que la prensa local ha abierto votaciones para elegir a la Reina de los Nobel. La más bonita del Reino, y la mejor vestida, ha sido, en esta ocasión, la princesa Victoria, pese a que ha tenido en su hermana, la princesa Magdalena, considerada una de las Princesas más atractivas de la realeza, a una dura rival.

El banquete de gala de ayer catapultó a la princesa Victoria definitivamente al trono de la elegancia. Los reyes Carlos XVI Gustavo y Silvia de Suecia homenajeaban anoche a los galardonados con los Nobel de Medicina, Química, Física, Literatura y Economía 2008 -los cinco premios que se entregan en Estocolmo- con la tradicional cena en el Palacio Real de la capital sueca. Y la Heredera volvió a reinar entre los 150 invitados que los Reyes recibieron en el Jardín Blanco, de donde pasaron a la Galería de Carlos XI, escenario de la cena.

El Rey acompañó a la mesa a Emiko Kobayashi, esposa del premiado con el Nobel de Física Makoto Kobayashi. A su izquierda se sentó la doctora Tulle Harzelrigg, esposa de Martin Chalfie, uno de los galardonados con el Nobel de Química. La Reina acompañó al francés Jean-Marie Gustave Le Clézio, Nobel de Literatura, mientras que del otro lado se sentó el profesor Harald zur Hausen, premiado en Medicina, que acompañó a la princesa Victoria. A la derecha de la Heredera al trono estaba el profesor Makoto Kobayashi. El príncipe Carlos Felipe se sentó entre la galardonada en Medicina Françoise Barré-Sinossi y la señora Emiko Kobayashi, mientras que la princesa Magdalena, a quien condujo hasta la mesa Martin Chalfie, se sentó entre éste y Le Clézio.

El menú de la cena estuvo compuesto por vieiras con compota de apio y champiñones; rodaballo pochado con salsa de erizos, uvas moscatel y puré de patatas con almendras tostadas; corzo con setas, bayas, brûlée de gorgonzola con higos y nueces; de postre, Trilogía de chocolate: tofes de chocolate con crema de chocolate de leche amarga y sorbete de chocolate blanco y té.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?