Los medios de comunicación suecos habían especulado en los últimos días con que la Casa Real sueca aprovecharía el cumpleaños de Victoria para anunciar su compromiso de boda con su novio, el empresario Daniel Westling, algo que finalmente no ocurrió
Pulse sobre la imagen para ver las ampliaciones de las fotos

Después del homenaje popular, la princesa Victoria y los Reyes regresaron al palacio, de donde saldrán de nuevo esta tarde en una carroza de caballos para seguir con los festejos en el palacio de Deportes de Borgholm

LA PRINCESA VICTORIA CELEBRA LOS 31 SIN HACER OFICIAL SU COMPROMISO

14 JULIO 2008
Comienza a ser ya una vieja costumbre el que, por estas fechas, con ocasión del cumpleaños de la princesa Victoria, se hable de compromiso real en Suecia. Hoy, 14 de julio, ha vuelto a saltar la alarma de un posible anuncio de boda, como ocurriera hace un año, y hasta hace dos. Con fundamento, por supuesto, después de más de seis años de relación con Daniel Westling y de prometedores avances hacia un destino nupcial, pero sin ningún otro efecto más que ese: máxima expectación en el 31º aniversario de la Heredera.

Con el rumor candente de que la Casa Real sueca aprovecharía el cumpleaños de la Princesa para anunciar su compromiso con el empresario, algo que finalmente no ocurrió, cientos de suecos se acercaron hoy al palacio de Solliden, en la isla báltica de Öland, residencia de verano de la Familia Real sueca, para felicitar a la Princesa por su cumpleaños, si acaso no se daba una razón extra. Y es que contagiados por la fascinación de las nupcias reales que se han vivido en los últimos años en el resto de las Cortes europeas y el babyboom real de estos últimos años, los conciudadanos también están deseando asistir a una boda y contemplar a unos niños que correteen por sus palacios.

Flores, regalos y Cumpleaños feliz
No han faltado, eso sí, las notas del obligado Ja må hon leva! (Cumpleaños feliz), que a eso de las 14:00 horas, después del almuerzo, dieron la bienvenida a la princesa Victoria, acompañada por sus padres, los reyes Carlos XVI Gustavo y Silvia. La Heredera, que lució para la ocasión un delicado vestido beis, salió al patio del palacio para recibir los saludos y regalos de sus admiradores, entre ellos, los de varios niños, que le entregaron rosas y retratos. La Princesa se detuvo con ellos a saludarles y a charlar con ellos durante breves instantes. "¡Es abrumador! ¡Hay tanta gente aquí!", declaró emocionada, según recogió la agencia sueca TT.

Después del homenaje popular, la princesa Victoria y los Reyes regresaron al palacio, de donde saldrán de nuevo esta tarde en una carroza de caballos para seguir con los festejos en el palacio de Deportes de Borgholm. Allí se celebrará el habitual festival musical y la entrega del premio Victoria, que galardona cada año a un deportista sueco; en esta ocasión, será la velocista de 110 metros vallas Sanna Kallur. El espectáculo será retransmitido en diferido por la televisión pública sueca. Paralelamente, el fondo Princesa Heredera Victoria realizará hoy una colecta radiofónica para recaudar dinero para personas con enfermedades crónicas o impedimentos físicos.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?