Entrada del palacio de Schackenborg, en el que se celebró el banquete, y cuyas rejas fueron cambiadas recientemente para que en ellas aparezca el monograma real de los Príncipes, una M (inicial de Marie) rodeada por dos J (la inicial de Joaquín) y que juntas forman un corazón en el que queda enmarcado la M
Pinche sobre la imagen para ver las ampliaciones

Los Príncipes de Dinamarca llegando a palacio convertidos ya en marido y mujer

BANQUETE NUPCIAL EN EL PALACIO DE SCHACKENBORG

24 MAYO 2008
El banquete nupcial de la boda de los príncipes Joaquín y Marie de Dinamarca empezaba a las ocho de la tarde, casi dos horas después de que se finalizara la ceremonia del enlace, en el castillo de Schackenborg, la residencia del príncipe Joaquín. Hasta allí se trasladaron los novios, su familia más próxima y los invitados reales una vez concluido el enlace.

El resto de los 282 invitados, mientras tanto, fueron agasajados en el centro de Congresos Ecco con un menú elaborado por la hostería del palacio de Schackenborg hasta que se hizo la hora de su llegada a Palacio. La Orquesta Sinfónica del sur de Jutlandia amenizó este cóctel en el que interpretaron Fanfare pour précéder La Péri ; Trois chansons de Charles d’Orléans: I. Dieu! qu’il la fait bon regarder, II. Quand j’ai eu le tabourin, III. Yver, vous n’êtes qu’un vilain; Bransle de Chevaux ; La fille aux cheveux de lin y Sonate de Bänkelsängerlieder, entre otros temas. Durante el cóctel se sirvieron canapés de cordero ahumado, huevas de trucha con frangula, peines con mousse de apio, hígados de ternera escalfados con romero, Munkebøg (queso) ahumado con gelatina de licor de querco de Schackenborg, filete de atún con wasabi, rollo de filete de salmón ahumado y requesón, sun eggs y bresaola con rábanos picantes.

Banquete nupcial real en la residencia de los Príncipes
El menú de la cena del banquete elaborada por el Equipo Nacional Culinario, asociación de la que el príncipe Joaquín es protector. A los asistentes se les sirvió un entrante de Gambas y ostras del mar Frisio con espárragos blancos, hierbas y queso ahumado. Después siguió Rodaballo con vieiras en salsa de caviar y estragón y a continuación Filé mignon de Schackenborg con trufas de verano. De postre, y antes de la tarta nupcial, Crema de chocolate negro y blanco con fresas rojas y verdes. Como no podia ser de otra manera, se sirvió vino de los viñedos del príncipe Henri, padre del príncipe Joaquín, La Cigaralle du Prince de 2005, Château de Cayx (Cahors, 1999) y también Domaine Cauhape 2004 , Jurancon.

El Cuerpo de Música del Príncipe tocó durante toda la cena y entre las composiciones interpretadas destacan Coppelia, mazurca, Marcha del príncipe Joaquín y Marcha de Schackenborg, de A.0. Stein. Tarta nupcial con forma octogonal
La tarta elegida por los Príncipes fue toda una sorpresa para los invitados y se desveló como una dulce obra de arte. Se trata de una tarta de forma octogonal y de ocho pisos. En la base, aparece el monograma de los novios rodeado de lazos de caramelo con los colores de Dinamarca y Francia. La tarta está decorada con pequeñas y delgadas coronas de mazapán, lilas francesas, el monograma de los novios y ornamentos de azúcar caramelizado con pequeños pájaros. Flores de azúcar y caramelo en colores a juego con el ramo nupcial y la decoración floral del palacio. Adornos aparte, el pastel tenía un fondo de bizcocho Sacher con una capa de chocolate negro Granade con vainilla Tahiti. Encima un fondo de avellanas tostadas con una capa de crema de limón con naranjas y salpicada con Grand Marnier. Por último un fondo de pistacho. La capa es de fino mazapán con decoración.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?