Dannielynn, hija de Anna Nicole Smith, celebra su segundo cumpleaños en Disneyland

La pequeña visitó junto a su padre, Larry Birkhead, el famoso parque infantil de California

PINCHE SOBRE LA IMAGEN PARA VER SU AMPLIACIÓN

¡Qué mejor manera de festejar un cumpleaños infantil que rodeados de la magia de Disney! Eso es lo que debió pensar el fotógrafo Larry Birkhead, padre de Dannielynn Hope, la única hija de la malograda actriz y ex modelo Anna Nicole Smith. La pequeña, que cumplió dos años el pasado 7 de septiembre, tuvo la oportunidad de celebrarlo visitando el parque Disneyland en Anaheim, California. Vestida de rosa como una auténtica princesa, con un lazo y unos zuecos Crocs a juego, la pequeña se divirtió de lo lindo acompañada por su progenitor.

El jueves de la semana pasada ambos pudieron conocer a una de las princesas de cuento favoritas de la niña: Blancanieves. Junto a ella, y con la destacada ausencia de los siete enanitos, posaron felices y "encantados" para una fotografía que servirá a Dannielynn para recordar en el futuro uno de los momentos más mágicos de su infancia. Pero no fue la única parada de padre e hija en el conocido parque infantil. Dannielynn y Larry disfrutaron de una ración extra de diversión en una exclusiva atracción que no está abierta al público: un paseo en la carroza Lilly Belle que el mismísimo Walt Disney hizo construir para su esposa, Lillian. Después, Birkhead optó por llevar a su hija a una de las atracciones preferidas de la niña: el vuelo de Peter Pan. Un "fantástico" broche final para tan especial jornada.

El vivo recuerdo de Anna Nicole
Con motivo del segundo aniversario de la pequeña Dannielynn, Larry Birkhead concedió hace unas semanas una entrevista a la revista US Weekly en la que revelaba que la niña no sólo se parece físicamente a su madre, sino también en su actitud al posar delante de las cámaras: "Cuando le hago fotografías, le gusta mirarlas igual que hacía su madre", decía el fotógrafo, quien añadía que a su hija le encanta cantar e irse de compras con él. Larry confesaba además que la paternidad le ha cambiado: "Pienso en la vida de manera diferente. Tuve piedras en el riñón el pasado mes de julio y estuve ingresado una semana. Estaba aterrorizado de pensar que si algo me pasase, Dannielynn se quedaría sola. Soy todo lo que tiene". También habló de la exitosa operación a la que la pequeña fue sometida el pasado mes de febrero para corregir su estrabismo, y relató que aún tiene que llevar un parche para fortalecer su visión. "En temas médicos me vuelvo paranoico", afirmaba Larry. "Si tiene un catarro, derecha a los doctores. Anna tenía una fiebre cuando falleció".

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más