Dayana Mendoza, Miss Universo 2008, confiesa que fue víctima de un secuestro

Miss Universo 2008, Dayana Mendoza, es venezolana, tiene el pelo castaño y los ojos verdes. Dayana rompe los esquemas de Miss porque es modelo profesional desde los quince años. Dayana fue fichada por la agencia Elite Models en el 2001 y desde entonces ha estado trabajando en Italia, Grecia, Francia, Estados Unidos, India, México o Perú. En la primera entrevista que hizo para el certamen agradecía lo que había aprendido en esos años: "De lo que me siento más orgullosa es de ser independiente desde que tenía quince años, haber vivido en diferentes países sin conocer el idioma y sin la presencia de mis padres".

Dayana volverá a vivir en Manhattan, ciudad que conoce muy bien, al menos durante este año de reinado. Su contrato de este año incluye también un curso de dos años en la Academia de Cine de Nueva York por lo que tendrá que abandonar, al menos de momento, su intención de convertirse en Diseñadora de interiores. Habla perfectamente tres idiomas: español, italiano e inglés. Su discurso final ante el jurado fue en inglés lo que le valió muchos puntos para alzarse con el triunfo.Y aunque todo suena a camino de rosas, Dayana guarda una experiencia de lo más amarga, fue víctima de un secuestro express en su país hace un año y medio: "Una vez fui secuestrada en lo que en mi país se conoce como un secuestro express. Fue una experiencia muy dura. Aprendí a mantenerme calmada en una situación muy difícil" . Ahora quiere aprovechar su posición privilegiada para clamar: "La violencia no es la respuesta".

Esta bella venezolana que ha logrado ser la quinta mujer de su país que lleva la corona Miss Universo asegura ser muy familiar: "Estoy agradecida a la vida por mi familia y por las oportunidades de crecer en diferentes lugares y aprender de eso. Incluso en mis tiempos más difíciles". En la rueda de prensa posterior al certamen comentó que lo que mas le apetecía era celebrarlo con su familia: "Quiero saltar y saltar con mi familia y comer la comida de mi madre".

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más