Carmen Ordóñez, la apasionada vida de una de las mujeres más populares de España

Hija de torero (Antonio Ordóñez); sobrina de torero (Luis Miguel Dominguín); esposa de torero (estuvo casada con Francisco Rivera Paquirri siete años); y madre de torero (su hijo Francisco Rivera ), la vida de Carmen Ordóñez (Carmina como la llaman los amigos) ha estado siempre impregnada del calor de Andalucía.

Carmen Ordóñez González-Lucas vino al mundo el 2 de mayo de 1955 en Sevilla, ciudad a la que ha estado siempre muy unida su vida. Mujer temperamental donde las hubiera, quizás su carácter fuerte y extrovertido le ha permitido afrontar con entereza las dificultades que se ha ido encontrando en la vida. Casada muy joven con el mítico Paquirri (su matrimonio duró desde el 16 de febrero de 1973 hasta el mismo día de 1979) tuvo dos hijos: Francisco (1974) y Cayetano (1977).

En 1984 se casó en Miami con Julián Contreras. Junto a él comenzó a amar Marruecos como una segunda patria, tanto que en 1990 decidieron instalar allí su residencia con el pequeño Julián (tercer hijo de Carmina Ordóñez, nacido en 1986). Su historia de amor sin embargo tocó a su fin una década después. En 1994 obtuvo el divorcio de Julián Contreras y volvió largas temporadas a su Sevilla natal.

En noviembre de 1999 se le iluminó la mirada tras su nuevo enlace, esta vez con el bailarín Ernesto Neira. Pero la felicidad no les duró más que un par de años. Desde entonces, Carmen Ordóñez, jovencísima abuela, sigue paciente buscando el amor y ha mantenido diversas relaciones como la que sostuvo con Pepe Gómez, ex componente del grupo ‘Los Marismeños’ o la supuesta relación que mantenía más recientemente con Pedro Pablo Peralta. Atrás quedaron otros romances con Antonio Arrinbas, Pepe Cabrera o Eduardo Bermejo en una vida llena de pasión y sentimientos de los que Carmina nunca quiso huir.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más