Ana Botella visita una guardería para hijos de inmigrantes

La presencia de la esposa del presidente del Gobierno, Ana Botella, quiso conocer de cerca las condiciones en las que viven los hijos de inmigrantes y familias más desfavorecidas de nuestro país y, para ello, visitó el taller infantil que la Cruz Roja ha creado en la localidad madrileña de Móstoles.

A él acuden todos los días veinticinco niños de diversas nacionalidades. Los hay guineanos, marroquíes, ecuatorianos, colombianos y rumanos que, mientras su padres acuden a trabajar, son cuidados por voluntarios de la citada organización. Ana Botella recorrió las instalaciones del centro, conversó y jugó con los pequeños que asistían asombrados a la expectación que había despertado su visita.

A su llegada, Ana Botella agradeció el ramo que una niña, llamada Princesa, le ofreció, no sin antes dudar si entregar o no las flores ya que la pequeña, a su corta edad, le apenaba desprenderse del ramo. Después, la esposa de José María Aznar se interesó por las dependencias de la guardería a la que asisten niños hasta tres años de edad y conoció el centro mientras sostenía a una de las pequeñas en sus brazos.

Posteriormente, y también en Móstoles, Ana Botella se trasladó al centro de asociaciones Ramón Rubial, donde destacó la importancia de las organizaciones humanitarias en la ayuda a los más desprotegidos.

También ayer, Ana Botella asistió a la presentación en Madrid del proyecto Ciudad de la Luz, un importante complejo industrial de producción cinematográfica que se construirá en Alicante y en el que también estuvieron el presidente de la Generalitat valenciana, Eduardo Zaplana, y el cineasta, Luis García Berlanga.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más