Descubre cómo la dieta puede afectar a tu cabello

Descubre cómo una mala dieta puede afectar a tu cabello

Si tu cabello comienza a caerse más de lo esperable, es el momento de revisar varios factores que podrían ser la causa, incluyendo tu alimentación.

by Cristina Soria

El cabello es uno de los puntos fuertes de nuestra imagen, y nos llena de confianza y seguridad verlo sano, fuerte y brillante. Pero no siempre lo vemos así, por mucho que invirtamos en productos específicos para el cabello, o nos encarguemos de mantener saneado el corte. Puede que, a pesar de nuestros esfuerzos, nuestro pelo esté quebradizo, propenso a las puntas abiertas o, lo que es peor, que se nos caiga más de lo que supuestamente consideramos normal. 

En ocasiones, las dietas drásticas e hipocalóricas (o trastornos como la anorexia) pueden ser la causa de que el cabello se torne quebradizo. Pero una alimentación equilibrada, basada en la dieta mediterránea, debería bastar para que estuviera bien cuidado y ofreciera un aspecto saludable.

Leer: Todo lo que siempre quisiste saber sobre los tratamientos de alisado

Qué hacer cuando se cae el pelo

Cuando encontramos pelos en la ducha, el cepillo o la almohada, hablamos de “efluvio”, que es un problema que lleva a una gran cantidad de mujeres a acudir a la consulta de especialistas. En este supuesto sí puede haber un déficit nutricional detrás que habría que buscar. Es decir, antes de tomar cualquier suplemento vitamínico que te garantice detener la caída del cabello, puedes averiguar qué es lo que realmente ocurre.

Descubre cómo la dieta puede afectar a tu cabelloVER GALERÍA

En el caso de las mujeres, la menstruación y el déficit de hierro que supone para nuestro organismo puede estar detrás del efluvio. En ese caso habría que buscar que nuestra alimentación fuera rica en este mineral, y consultar con nuestro médico si es necesario algún refuerzo con suplementos, sobre todo porque la falta de hierro puede afectar a nuestra salud y bienestar general. En cualquier caso, que no falten en tu dieta las legumbres, las verduras de hoja verde, los huevos, frutos secos como los pistachos, y los moluscos como los mejillones y almejas. Como hemos dicho antes, una buena alimentación debería bastar para cuidar de nuestro pelo.

Si seguimos una dieta vegetariana o vegana es fundamental no descuidar el consumo de proteínas saludables y de suplementarnos con la dosis correspondiente de vitamina B12, porque esta es otra carencia que puede afectar a la salud del cabello y provocar su caída. Por este y otros motivos, si has decidido unirte a este tipo de dieta o estilo de vida (en el caso de los veganos) es importante que estés bien informada de cómo hacerlo de la mejor manera, para garantizar que no te falta ningún nutriente. 

La caída del cabello también pueden causarla los desajustes metabólicos relacionados con el tiroides. Tanto el hipo como el hipertiroidismo favorecen la caída del cabello, hasta que se detectan y se regulan con la medicación adecuada.

Leer: ¿Y si no estuvieras utilizando el champú correcto?

La biotina, en el champú y en la comida

Hace unos años se puso de moda el champú para caballos (adaptado al cabello de los humanos), que prometía transformar nuestro cabello, fortaleciéndolo y dotándolo del brillo del que presumen los caballos en sus crines. Pero no todos los expertos están de acuerdo en que este tipo de champús no resulten, en última instancia, agresivos para el cabello, llegando incluso a resecarlo.

La biotina, es el componente principal de este tipo de productos, es una vitamina del grupo B que podemos obtener a través de la comida. Y de esta forma cuando puede ser efectiva a la hora de frenar la caída del cabello. Puedes encontrarla en alimentos como los huevos, el salmón, los frutos secos, los aguacates, los cereales integrales, las frutas o la soja. 

Leer: Todo lo que el ácido hialurónico puede hacer por tu pelo

Más sobre: