RUTAS A PIE

El camino más panorámico de San Sebastián lleva a Pasaia, un pueblo de postal

Por el monte Ulía discurre un sendero de gran recorrido que también es camino jacobeo y georruta. Pasa por el faro de la Plata y la factoría marítima Albaola y no puede ser más acertado para esta época. La vuelta la podemos hacer a pie, en autobús o (mejor aún) en un velero histórico.

Para espíritus inquietos, la excursión más panorámica que podemos hacer desde San Sebastián sigue la senda que recorren los peregrinos del Camino de Santiago del Norte. Atraviesa el monte Ulía, que alza al lado mismo de la ciudad, sobre la playa de Zurriola, y lo que se ve desde su cima a un lado y a otro es asombroso.

EL INICIO DE LA RUTA

El camino, de 7,4 kilómetros, comienza en la avenida de Navarra, subiendo por la calle Zemoriya hasta su final. Al desembocar en el peatonal Arbola Pasealekua, la exuberante vegetación se abre un poco, lo justo para obtener una vista tremenda de San Sebastián, con la playa de la Zurriola en primer término, detrás el Kursaal, más allá la isla de Santa Clara, la Concha, el monte Igueldo... hasta el Ratón de Getaria, que dista 19 kilómetros en línea recta, se ve si está completamente despejado.

san-sebastian-desde-el-monte-uliaVER GALERÍA

EL RECORRIDO

No tiene el camino pérdida posible. Cada pocos pasos hay letreros, flechas amarillas del Camino de Santiago, trazos de pintura blanca y roja del sendero GR 121 (Talaia Ibilbidea) y paneles con código QR de la denominada Geo-Ruta de Ulía, que informan sobre cuevas erosionadas por el viento, paleocorrientes, huellas de invertebrados fósiles, nódulos diagenéticos, acantilados tipo flysch y otras formas increíbles adoptadas por las rocas areniscas de este monte. Rocas de 50 millones de años de antigüedad, que se replegaron y emergieron del mar durante la formación de los Pirineos.

senderismo-en-el-monte-uliaVER GALERÍA

EL FARO DE LA PLATA

A una hora y 49 minutos del inicio (eso tan preciso indica un letrero), se pasa junto al almenado faro de la Plata, de 1855, que descuella sobre el cabo del mismo nombre. Otro faro, el de Senokozulua, situado a menor altura, y un rompeolas peliagudo, al que se arriman algunos osados peregrinos, descubriremos a continuación, bajando por unas escaleras que van, pegadas al acantilado, hasta la boca de la ría de Pasaia (Pasajes), a 2,5 horas del inicio.

Faro-de-la-playaVER GALERÍA

FACTORÍA ALBAOLA

Al final del camino, en Pasai San Pedro, está Albaola (albaola.com), que no es un museo marítimo sin más, sino una factoría marítima, con taller de construcción de embarcaciones históricas y escuelas de navegación y de carpintería de ribera, entre otras cosas, donde podemos ver en acción a sus trabajadores fabricando una réplica fiel de un ballenero vasco naufragado en Terranova en 1565.

taller-museo-albaolaVER GALERÍA

EN LANCHA A PASAI DONIBAE

Ya solo nos queda cruzar en lancha la ría, de Pasai San Pedro a Pasai Donibane (Pasajes de San Juan), un pueblo marinero de postal, con su conjunto de pasadizos bajo las viviendas, escondidos txokos, casas-palacio y casas-puente junto a la ría. Tomando un txakolí y un pintxo de bacalao en las terrazas de la encantadora plaza de Santiago tendremos que decidir qué hacer: volver a pie por el mismo camino, regresar en autobús de línea (ekialdebus.eus) o embarcar en un velero holandés de 1927 llamado Lucretia y regresar bordeando los acantilados del monte Ulía (ostartesailing.com, unos 20 € por persona).

MIRADOR-PASAIAVER GALERÍA

el-velero-lucretiaVER GALERÍA

GUÍA PRÁCTICA

Dónde dormir

Al pie del monte Ulía, en Villa Soro (villasoro.es), un hotel boutique de cuatro estrellas en un edificio de finales del siglo XIX, rodeado de árboles y casas señoriales y con algunas de sus estancias decoradas con obras de Oteiza. En la misma zona, Monte Ulía (hotelmonteulia.com), más moderno y económico con 46 habitaciones con balcón.

Dónde comer

En la subida al monte Ulía, Mirador de Ulía (miradordeulia.es) tiene una estrella Michelin y unas vistas de la ciudad que quitan el sentido. En Pasai Donibane, dos recomendaciones: Casa Cámara (casacamara.com), que ocupa una antigua casona al borde de la ría con vivero propio y regentado por cuarta generación de la misma familia; y Ganbara (tel. 943 34 44 45), un mesón muy apreciado por la calidad y el bajo precio de sus menús diarios y de fin de semana, que incluyen excelente pescado.

Mirador_de_Ulia_terraza_aVER GALERÍA

mirador-de-Ulia-queso-oveja_aVER GALERÍA

OTRAS PROPUESTAS EN GUIPÚZCOA

Ruta de los tres templos, los más imponentes de Guipúzcoa

Villas marineras, playas, flysch... y otros top de Gipuzkoa

Hondarribia, un pueblo marinero para pasarse el verano junto al mar

Más sobre