Hotel Mamilla, el diseño llega a Jerusalén

Desde mucho antes de acercarse a él ya se intuye la fantasía que derrocha por los cuatro costados. Es el primer hotel de diseño en Jerusulén y se emplaza en el corazón histórico de la ciudad, con vistas espectaculares sobre las murallas de la ciudad antigua. Un santuario íntimo y elegante para viajeros exquisitos.

by hola.com

nullVER GALERÍA

Su arquitectura y diseño responden a las directrices de los afamados Moshe Safdie y Piero Lissoni, quienes han intentado, y lo han conseguido, que este hotel esté llamado a convertirse en una de esas direcciones imprescindibles para aquellos viajeros que buscan inexcusablemente diseño y siempre con una razón de ser.

En el caso del Mamilla Hotel, bautizado ya como un santuario de la elegancia más intimista, el telón de fondo son las viejas murallas de Jerusalén, la torre de David y la Puerta de Jaffa. Un entorno impactante de miles de años que envuelve a este establecimiento de ambiente purificante.

En sus elegantes 194 habitaciones se combina comodidad y originalidad, lo eterno con lo contemporáneo. Las paredes junto a la cama son de piedra de Jerusalén, expuesta en armonía con las cabeceras de metal y suelos de madera oscura, y en contraste con el mobiliario moderno. Un ambiente único que estimula los sentidos y relaja el cuerpo y el alma.

El establecimiento es también un punto de encuentro gourmet en la ciudad, con el chef Roi Antebi (conocido por su restaurante Catit en Tel Aviv) al frente de su oferta gastronómica. Desde los desayunos típicos israelíes hasta los platos mediteráneos e italianos de su brasserie al aire libre y con las mejores panorámicas de la ciudad, todo son tentaciones para el gusto.

Los huéspedes también pueden relajarse y rejuvenecer en el spa Retiro, con cuatro áreas diferentes correspondientes con los cuatro elementos básicos: Tierra, Agua, Fuego, y Aire, que proporcionan una experiencia inolvidable y única.

Más información
Mamila

Más sobre: