Sociedad

Ana y Luis: una boda extremeña con un color muy especial

Aunque se casaron en su Extremadura natal, quisieron hacer un guiño a la fiesta donde tuvo lugar su pedida de mano, la Feria de Abril sevillana

Más sobre:

Ana y Luis, en un cariñoso gesto, tras su 'sí, quiero'.
©Boda&Arte

Lo de Ana Luque y Luis Manuel Jaén fue todo un flechazo. Ni la distancia entre Granada, donde ella iba a la universidad, y Badajoz, donde él estudiaba, fue capaz de separarles. Durante esa etapa, Ana decidió estudiar un año de su carrera en Sevilla, y tanto ella como Luis cayeron rendidos ante la belleza de esta ciudad. De hecho, su pedida de mano tuvo lugar en una de las fiestas más importantes de la capital hispalense, la Feria de Abril, cinco años atrás.

Luis estaba ayudando a Ana con su peinado, y en un momento dado, le pidió que le sujetase las horquillas. Para su sorpresa, descubrió que Luis tenía una caja. Ella pensaba que ahí guardaba unos gemelos, pero, de repente, Luis se arrodilló y le preguntó si quería casarse con él.

Ana no pudo contener las lágrimas de la emoción. El gran momento había llegado tras una década juntos, y como no podía ser de otra manera, su boda sólo podía ambientarse en la feria. 

Ana y Luis se daban el 'sí, quiero' el 11 de junio de 2016 en la Iglesia Nuestra Señora de la Asunción, en La Nava de Santiago, Badajoz. El padre Francisco González fue el encargado de oficiar la ceremonia,que contó con la música de un tenor. Según nos explica Ana, ella entró del brazo de su padre, Ramón, a quien eligió como padrino en esta ocasión tan especial.

La novia confió en la diseñadora Isabel Núñez, de 'Inuñez', la confección de su vestido, y la modista creó su vestido de ensueño, que combinó con unos zapatos que le regalaron su hermana y su tía, de Manolo Blahnik, y un tocado de 'Tocados le Touquet', obsequio de sus amigas. Su ramo lo hizo su amiga Inma, de 'Ikebana Flor de Zafra'. Tal y como explica la propia Ana, "tenía claro que quería llevar peonías en el ramo, y lo combinamos con olivo, muy característico de mi tierra".

Luis, por su parte, lució un chaqué gris, realizado en la sastrería 'Velázquez', de Badajoz.

'La Albuera', una finca privada de Mérida, se convirtió en el marco de excepción de la celebración. Allí, disfrutaron con sus más de 300 invitados de una boda de "12 horas que se les 'pasó volando' y disfrutaron al máximo".

Uno de los momentos más divertidos para los novios fue en el aperitivo, para el que contrataron a un divertido grupo de jazz, 'Potato Jazz Band'. "Se subían a los instrumentos, animaban a los invitados a bailar... pusieron el broche de oro a un día increíble", en palabras de Ana.

Sin embargo, el instante más especial llegó cuando le dio uno de sus ramos a su hermana, que acababa de ser madre dos semanas antes, y se emocionó mucho porque no se esperaba ese detalle.

La pareja tampoco se olvida de destacar su primer baile como recién casados, y que fue amenizado con una canción de la BSO de la saga 'Crepúsculo'. El 'dj' Óscar Fernández puso el broche de oro al enlace.

En un guiño a su pedida de mano, Ana contactó con Raquel, una diseñadora de Los Palacios, Sevilla, para que pintase los meseros de cada mesa, en los que se dibujaron diferentes trajes de gitana. "Quedaron ideales, una flamenca en cada mesa", detalla Ana. Asimismo, insatalaron un photocall que simulaba una caseta de la feria. 

Y así fue como Ana y Luis celebraron su boda extremeña, con un toque sevillano, muy especial.

 

¿Quieres compartir tu boda o evento especial con nosotros? Aquí puedes hacerlo

Tu evento también puede aparecer en el espacio online más exclusivo

Compártelo con nosotros

Si consideras que este contenido no está autorizado o es inapropiado y quieres denunciarlo, por favor, mándanos un mail a sociedad@hola.com

Bases legales de la sección Sociedad de ¡HOLA!