Mujer con cabello rizado y rojizo

10 hábitos para evitar que el cabello se oxide

Este fenómeno daña la capa externa del tallo del cabello y cambia su color

Así como lo lees, tu cabello también se oxida si está expuesto a ciertos factores como sol, contaminación, abuso de herramientas de calor, exceso de tintes y decoloración. Puedes reconocer este proceso natural en tu cabello si lo ves con un tono naranja, amarillo o rojizo que no se parece al original. Lo que sucede es que la fibra del pelo cambia de color pues una capa externa microscópica de folículos pilosos se despega liberando los pigmentos de color verde y dejando los de color rojo.

Cómo proteger el cabello de la oxidación:

Incluyendo los siguientes hábitos en tu vida cotidiana lograrás mantener tu color natural y tu melena saludable.

1-Usa protección solar

Utiliza productos para tu cabello que incluyan protección contra los rayos del sol, sobretodo si estarás expuesta durante mucho tiempo, pues es una de las causas más comunes de que el cabello se aclare y pierda su color.


Mujer con sombrero y lentes de sol en la playa©Istock
Disfruta de un día soleado al aire libre pero sin olvidar protegerte debidamente de los inclementes rayos del sol.

2-Usa sombreros o gorras

Esta estrategia también protegerá la piel de tu rostro y tu sistema capilar de la luz ultravioleta directa retrasando los procesos de oxidación.

3-Elige shampoo y acondicionar que protejan el color

Lava tu cabello con productos que protejan su color y minimicen los procesos oxidatorios. En especial aquellos que no contienen sulfatos pues estos empeoran los procesos de sequedad de la fibra capilar. Por otra parte, el acondicionador sella la cutícula tras el lavado, hidrata y protege la hebra para que no se vuelva porosa.

4-Enjuaga con agua fría

Enjuagar con agua fría tiene varios beneficios para tu cabello: ayuda a preservar el color, evita la oxidación, favorece la circulación sanguínea del cuero cabelludo al llevar más oxígeno a la raíz, sella la cutícula y mantiene la humedad.

Mujer recibiendo un lavado de cabello©Istock
Lavarse el cabello con agua fría es excelente para mantener la humedad y aumentar el brillo, cierra las cutículas y de este modo lo alisa.

5-Tu cabello también merece una mascarilla

Bríndale una experiencia de spa a tu cabello con una mascarilla hidratante que dure al menos 30 minutos para aportarle humedad, frenar la porosidad y mantener el color. Mientras más hidratado esté el cabello, menos posibilidades habrá de que el tono cambie.

6-No decolores el pelo antes de las vacaciones

Si viene el verano y te decoloras estarás multiplicando los efectos de la oxidación natural.

7-Si vas a la piscina haz esto antes y después

En las piscinas tratadas con cloro, exponemos nuestro cabello a perder sus aceites naturales lo que lo hace frágil. Para evitar daños puedes mojar tu cabellera con agua mineral antes de entrar a la piscina y al salir lávate inmediatamente con shampoo y acondicionador.

Joven mujer disfrutando un día de piscina©Istock
Puedes relajarte durante tu día de piscina si aplicas unos sencillos trucos que evitarán que tu cabello salga maltratado

8-Evita productos que contengan alcohol

Esto incluye geles, ceras y otros  styling products  con alcohol pues pueden dañar tu cabello al ser absorbidos por la cutícula.

9-Enriquece tu dieta

La alimentación es clave para la salud. Si consumes suficientes frutas y verduras (antioxidantes y betacarotenos) tu fibra capilar será fuerte y resistente a la oxidación.

Observa siempre lo que te comunica tu cabello con su apariencia. Si algo va mal, lo sabrás con los sutiles cambios que se presenten.

Pero incluyendo estos sencillos hábitos a tu día a día lucirás una cabellera saludable.

Suscríbete a nuestra newsletter. Se el primero en conocer las noticias sobre tus celebridades y miembros de la realeza favoritos y descubre las últimas tendencias en moda y belleza.