Los Casiraghi: segunda generación de bodas reales en Mónaco

Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo ya están en capilla y ahora todas las miradas apuntan inquisitivas sobre Carlota y Pierre Casiraghi

Andrea Casiraghi y Tatiana Santo DomingoVER GALERÍA

 

Mónaco será escenario de un nuevo enlace real. Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo se casan el 31 de agosto y con sus nupcias arranca la segunda generación de bodas de la Familia Principesca monegasca. El hijo mayor de la princesa Carolina da el primer paso hacia el altar, pero todo apunta a que a escasa distancia le seguirá su hermana, Carlota Casiraghi, y quién sabe si pocos pasos por detrás incluso también su hermano, Pierre.

Por lo pronto Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo ya están en capilla. La suya era una boda anunciada: llevaban un año comprometidos oficialmente, ocho de relación y cuatro meses (desde el pasado 21 de marzo) como padres primerizos del pequeño Sacha, la alegría de la pareja y de su joven y glamourosa abuela Carolina de Mónaco. El final feliz de un principio que parece lejano. Andrea Casiraghi conoció a su prometida a través de su hermana Carlota, después de que las dos jóvenes entablaran amistad cuando coincidieron en la misma escuela, Lycée Jeanne d'Arc Saint-Aspais, de Fontainebleau, cerca de París. Iniciaron su romance dos años después cuando estudiaron juntos en la Universidad Americana de la capital francesa, ciudad en la que residen. Siempre fueron discretos con su amor, pero nadie era ciego a las evidencias: estaban hechos el uno para el otro.

Andrea, hijo mayor de la princesa Carolina y Stefano Casiraghi, pertenece junto a sus hermanos, Carlota y Pierre Casiraghi, a un exclusivo grupo de jóvenes estilosos aristócratas bendecidos genéticamente. Tatiana Santo Domingo, nieta del industrial colombiano Julio Mario Santo Domingo, cuya fortuna se estima en más de 6.000 millones de dólares (cerca de los 5.000 millones de euros), tampoco tiene nada que envidiar. Como su prometido, también es mujer de mundo -estudió en Ginebra, París, Londres y Nueva York- y tiene espíritu bohemio. Se lanzó a la aventura empresarial de la mano de su amiga Dana Alikhani, con quien fundó en 2009 la marca Muzungu Sisters, casa de moda dedicada a las prendas artesanales bajo el sello de comercio justo y que propone un look de corte hippy renovado. ¿También para la novia? Veremos.

 

Carlota Casiraghi y Gad VER GALERÍA

 

Circula el rumor de que no será la única boda de este año para los Casiraghi y que, entre los cambios que se precipitan en la vida de Carlota Casiraghi, se encuentra el de su estado civil: de soltera a casada, tras un enlace íntimo y familiar con Gad Elmaleh. Algunos medios de comunicación franceses arriesgan más y dan como fecha el 14 de septiembre. Nadie podía siquiera ni imaginarlo cuando estalló en la prensa mundial la noticia bomba de su romance. Se conocieron a finales de diciembre de 2011 en una cena con amigos comunes. Dicen que fue un flechazo: ella, una de las princesas más atractivas de Europa (si no la más), y él, el cómico más querido de Francia, sencillamente no fueron inmunes a sus respectivos encantos, pese a la edad -los 15 años de diferencia- y demás contrastes.

La primera señal de que aquella aventura tenía futuro no llegó hasta un año después, cuando la hija de Carolina de Mónaco oficializó su relación con el actor asistiendo juntos al tradicional Baile de la Rosa con toda la familia Grimaldi. Un acto en el que fuimos testigos privilegiados de su amor en cada gesto. Una aparición estelar en la que, según se sospecha, la pareja ya guardaba su secreto: el comentado embarazo, aún hoy sin confirmación oficial, pero con certeza gráfica esta misma semana en la revista ¡Hola! El último indicio de que su historia puede acabar en boda es una alianza en el dedo anular de su mano derecha, parecida a esas que indican compromiso. De confirmarse su enlace para septiembre, la hija de la princesa Carolina pasaría por el altar embarazada de unos seis meses. La novia de Europa por fin de blanco... Un sueño.

 

Pierre Casiraghi y Beatrice BorromeoVER GALERÍA

 

Y, como de una boda sale otra, ahora todas las miradas apuntan inquisitivas a Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo, que cumplen cinco años de amor consolidado. Pierre, el menor de los hermanos Casiraghi e imagen de la nueva campaña publicitaria de la firma Berluti, conoció a Beatrice Borromeo, descendiente de una de las familias más conocidas de Italia -su hermana Lavinia está casada con John Elkan-Agnelli, heredero del imperio FIAT-, en 2008 en la Universidad Luigi Bocconi de Milán, donde ambos estudiaban. Desde entonces se volvieron inseparables y, todo hay que decirlo, una pareja ideal. De hecho, después de que Vogue Italia anunciara que su hermano Andrea se casaba en 2013, las campanas de boda les alcanzaron ante el derroche de amor de la pareja en sus vacaciones y sus despedidas. Besos y abrazos que llevan al séptimo cielo a los seguidores de los Grimaldi que sueñan con otra boda real regada de glamour. Momentos que te dan alas.

Más sobre