Manualidades sencillas y bonitas para que tus hijos no se aburran este verano

El verano es tiempo de vacaciones y tiempo de ocio para tus hijos, pero tienes que ingeniártelas para entretenerles, siendo una tarea algo complicada en ocasiones.

Una gran idea es hacer con ellos manualidades sencillas y entretenidas para que se diviertan a la vez que aprenden a realizar cosas realmente increíbles con sus propias manos. De esta forma, conseguirás que estén distraídos que y pasen tiempo contigo mientras trabajáis juntos. Así que… ¡a divertirse creando!

¡Manualidades fáciles para niños!

A continuación, no te pierdas estas 5 ideas que te proponemos para iniciaros tú y tu hijo o hija en el mundo de las manualidades. Además, son muy fáciles de realizar así que no tendrás ningún problema con ellas ni te sacarán de tus casillas. ¡Toma nota de todas ellas!

Máscaras de oso panda 
Estas divertidas máscaras de oso panda están creadas con platos desechables y pintura negra. Para hacerlas, corta el plato por la mitad y dale forma redondeada a los bordes de los laterales. Corta dos círculos para los ojos en el centro de los platos.

Utilizando la parte que te ha sobrado de los platos, dibuja y recorta las orejas. Con un pincel, píntalas de negro y pega en la parte superior. Usando la misma pintura negra, dibuja en la parte inferior del plato la nariz y también pinta la sombra de los ojos. Solo falta que hagas los agujeros para poner la goma a la máscara.

manualidades fáciles VER GALERÍA

Serpientes con tubos de cartón 
Los tubos de papel de cocina son perfectos para esta manualidad. Con un pincel y pinturas, pide a tus hijos que creen su obra de arte pintando el tubo como más les guste. Antes de continuar, deja secar y corta en diagonal como si estuvieras pelando fruta.

Es el momento de que tus hijos rematen el diseño pintando manchas a la serpiente. Recorta una lengua y unos ojos para culminar esta manualidad, pegándolos en una de las puntas.

Un móvil de mariposas muy brillante y divertido 
Dibuja en una cartulina la forma de cinco mariposas y recortalas. Pide a tus hijos que las decoren con pintura brillante y trocitos de papel maché a su gusto. Cuando estén secas, haz un agujero a cada una en la parte superior de la cabeza y ata un hilo.

Pega dos palos de helado o similar formando una X. Ata las mariposas a cada punta y una en el centro de la X. Ata otro hilo o cuerda fina en la parte superior de los palos para poder colgar el móvil donde quieras.

Portalápices con latas recicladas 
Esta manualidad es muy sencilla también. Se necesitan latas de conserva vacías y limpias, además de pinturas y pinceles. Que tus hijos las decoren pintando animales, monstruos o lo que se les ocurra, cuanto más divertidos y llamativos sean los dibujos ¡mucho mejor!

Por último, deja secar unas horas antes de que los puedan usar como portalápices o para guardar sus pequeños juguetes.

Barquitos con tapas 
La hora del baño puede ser mucho más divertida gracias a estos barquitos. Para hacerlos necesitas simplemente: tapas de zumos o de botes de cristal, pegamento, palillos, papel de colores y rotuladores.

Corta triángulos usando el papel de colores que serán las velas de los barcos, y que tus hijos las decoren con los rotuladores poniéndoles números o dibujando círculos. Después , pega estas velas a los palillos con cuidado y deja secar.

Cuando ya estén completamente secas, pega los palillos en el centro de cada tapa, pero por su parte interior. Tus hijos pueden hacer regatas con ellos y pasar ratos muy divertidos mientras se bañan.

Más sobre

Read more