Besos 'x 4': La felicitación de Gisele Bündchen a su marido tras una semana polémica

El jugador de fútbol americano Tom Brady cumple 38 años y lo celebra acompañado por su familia

'La familia unida jamás será vencida'. Y así ocurre con la familia ‘Bündchen-Brady’, formada por Gisele Bündchen, Tom Brady y sus dos hijos en común, Benjamin (5 años) y Vivian Lake (2). Y es que los ‘BB’ gozan de momentos entrañables en los que se demuestran todo su amor, bien como pareja o acompañados de sus pequeños.

Gisele BündchenVER GALERÍA

Gisele Bündchen y Tom BradyVER GALERÍA

En esta ocasión, es toda la familia la que se asoma a nuestra página con una imagen de lo más entrañable que nos llega en un día muy especial. Ayer, Gisele colgó en su cuenta de 'Instagram' una instantánea en la que podermos ver a los cuatro en la playa dándose un beso (bajo estas líneas). ¿Por qué lo ha hecho? La razón: es un regalo de cumpleaños para Tom Brady que, ayer lunes, cumplía 38 años. ¡Felicidades! Junto a la foto, un mensaje no menos cariñoso: “¡Feliz cumpleaños, mi amor! Somos muy afortunados de tenerte en nuestra vida. Gracias por darnos siempre tanto amor. ¡Te amamos!”.

Polémica
No obstante, entre tanto amor y besos, Gisele no se escapa de haber protagonizado una semana polémica. Todo comienza tras saltar la noticia de que Gisele Bündchen había viajado a Francia para operarse el pecho y las bolsas de los ojos.

¿Esto es polémico? No, para nada, que cada cual haga lo que quiera con su estética. El detalle viene tras unas imágenes publicadas en el periódico ‘The New York Post’ en las que se ve a una mujer con burka saliendo de un Mercedes y acudiendo a la clínica de cirugía estética Clinique Internationale du Parc Monceau de París (tomadas el 15 de julio). Las críticas no tardaron en aparecer pues su vestimenta –utilizada por ella y su acompañante, su hermana Rafaela, para evitar ser inmortalizada por los fotógrafos- es una prenda prohibida en los espacios públicos en Francia desde 2010. A esto, entre otros ataques, se une que muchos ven excesivamente frívolo utilizar un atuendo de connotaciones religiosas con el fin de escapar de la prensa.

¿Por qué sería ella? El factor que aventura a decir que es ella es que el chofer que conducía el vehículo es el que suele acompañar a la modelo, que se retiró de las pasarelas en abril. De momento, ella no ha confirmado la información. De hecho, estos días únicamente ha colgado varias fotos también en su cuenta de ‘Instagram’ en las que aparece practicando yoga sin aparentes signos de un paso por el quirófano.

I just can’t take it!! #love #yogapartner ❤️❤️❤️ Eu não aguento!!! #amor #parceiradeioga

Una foto publicada por Gisele Bündchen (@gisele) el

Más sobre