Ivanka Trump emula a las 'royals' europeas con el escote que nunca pasa de moda

La consejera de la Casa Blanca demuestra una vez más su buen gusto y acierto a la hora de vestir

Desde que su padre llegara a la presidencia de los Estados Unidos, la agenda de Ivanka Trump se ha llenado de diferentes compromisos laborales de alto nivel que la llevan cada día hasta los escenarios más importantes en materia de relaciones internacionales, economía o cooperación. Un maratón de reuniones, viajes y cenas con personalidades de todo el mundo donde siempre cuida al detalle cada uno de sus estilismos que usa para representar al gobierno de Donald Trump. Por eso, no es raro ver como, para crear sus looks, la consejera de la Casa Blanca se inspira de algunas de las mujeres más elegantes del momento, ya sean tops internacionales (como Miranda Kerr o su propia cuñada, Karlie Kloss), actrices o royals. Una estrategia que ha quedado patente, una vez más, esta semana, gracias a un vestido en el que ha destacado el escote más elegante de Meghan Markle, Mary de Dinamarca o la Duquesa de Cambridge.

Ivanka TrumpVER GALERÍA

Este miércoles, Ivanka Trump ha acudido a una cena organizada en Washington por el Consejo Atlántico, con motivo de sus Premios al Liderazgo Distinguido 2019. ¿Entre los ganardonados por su labor? La Directora Ejecutiva del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, la empresaria y filántropa Adrienne Arsht y la multinacional FedEx. Como invitada especial al evento, Ivanka Trump fue la encargada de presentar a Christine Lagarde ante de subir a por el premio que reconoce su trabajo en materia económica: "Madame Lagarde se encuentra entre una rara clase de líderes que encarnan la mejor paradoja de la humanidad. Ella es cálida, pero sin compromisos. Ella se encuentra entre los negociadores más feroces, pero es excelente generando consenso. Tiene un corazón lo suficientemente grande como para servir al mundo y el intelecto para mejorarlo", dijo Trump.

vestido-meghanVER GALERÍA

Para acompañar a su "amiga", Ivanka Trump eligió un vestido de gala muy especial de raso negro, cascada joya en uno de los laterales, abertura a la altura de la pierna y escote asimétrico decorado con las mismas aplicaciones plateadas que la falda, en uno de sus hombros. Un vestido de la colección otoño-invierno 2017 de Oscar de la Renta que combinó con unos zapatos de tacón y pedrería en el empeine, de Jimmy Choo. Gracias a esta elección, la hija del Presidente de los Estados Unidos vuelve a acercar su estilo al de la royals más elegantes de Europa. De hecho, su vestido se asemeja mucho al diseño asimétrico de Givenchy que llevó Meghan Markle durante su aparición en los British Fashion Awards. Un favorecedor escote que nunca pasa de moda en el que también han confiado este año, aunque en versiones algo más alejadas, la princesa Mary de Dinamarca, durante el cumpleaños de la princesa Benedicta o la Duquesa de Cambridge, en la alfombra roja de los premios Bafta. ¿El motivo de su éxito? Estiliza a cualquier invitada los hombros, enmarca el escote y aporta un toque de feminidad extra al dibujar una bonita curva sobre el pecho.

Más sobre