La reina Letizia estrena un mono en color burdeos en los Premios Mariano de Cavia

Es la segunda vez en este acto que arriesga con una prenda de corte similar y un maquillaje más marcado de lo habitual

Hoy se celebra la cena en honor a los galardonados por los premios Mariano de Cavia, Luca de Tena y Mingote, otorgados por el diario ABC. Este es el reconocimiento de periodismo más antiguo de España y, desde 2006, también una cita ineludible en la agenda de doña Letizia. Su evolución estilística desde entonces ha sido notable, sobre todo, desde que fue proclamada Reina en 2014. Este año las expectativas sobre su look son más altas que nunca, después del aclamado vestido de Nina Ricci que lució en la pasada edición y que se ganó el favor hasta de la prensa internacional. Sin embargo, en esta ocasión, aunque no ha defraudado, ha estado más comedida con un elegante mono de color burdeos firmado por la firma española Ángel Schlesser.

reina_letizia_2zVER GALERÍA

Como viene siendo habitual, la Reina ha vuelto a llevar los brazos al descubierto, uno de sus gestos favoritos con los que consigue un efecto visual más estilizado. Se trata de un sofisticado mono con líneas laterales que imitan al clásico esmoquin. Tiene escote en 'v', está confeccionado en raso y se ciñe con un maxi cinturón para potenciar una silueta de línea 'A'. Está disponible en la tienda online de la firma por 430 euros y también existe una versión en azul noche. Como complementos, ha vuelto a apostar por los salones granates de Lodi que lució en su anterior acto público y un bolso de terciopelo multicolor de la firma española Tita Madrid. Lo puedes encontrar en su web por 250 euros.

reina_letizia_1zVER GALERÍA

titamadrid_3zVER GALERÍA
También ha lucido unos pendientes tipo chandelier de oro blanco y brillantes de Yanes y un anillo en el dedo índice; en su muñeca, el brazalete de estilo art decó de Cartier, realizado en oro blanco y diamantes, cuyo diseño se inspira en las columnas griegas. Pero si hay algo que destacar en esta ocasión, es su potente maquillaje: ojos ahumados en color bronce, al igual que hizo en el Concierto Princesa de Asturias la pasada semana, y labios marcados en rouge. Además, en esta ocasión apuesta por una melena natural y ligeramente ondulada, a diferencia del peinado efecto wet con tupé con el que impactó el pasado año.

Una clara evolución
Los rompedores diseños que utiliza la Reina para acudir a esta cena suelen destacar entre una audencia, en su mayoría masculina, de ministros, aristócratas y personalidades del mundo de la cultura. Su primera aparición en los Premios Mariano de Cavia fue con un look de satén y encaje que no destacó por su espectacularidad. En los años siguientes fue evolucionando hacia una línea más sofisticada, con vestidos ceñidos y favorecedores. Sin embargo, fue con un diseño de floral de Carolina Herrera New York, con el que acudió por primera vez en condición de monarca, cuando todo cambió. Un año más tarde acertaba gracias a un novedoso mono con escote troquelado de Felipe Varela y, al siguiente, con el archiconocido Nina Ricci que la consolidó como una de las royals con más estilo del mundo.

nina_ricci_2zVER GALERÍA

Más sobre