La razón por la que Melania Trump nunca lleva pantalón pitillo en actos oficiales

A diferencia de Brigitte Macron, la Primera Dama de Estados Unidos destierra este modelo cuando busca un 'look' más formal delante de las cámaras

Es incuestionable que Melania Trump no pasa por alto qué es lo que le favorece. Hace unos días te enseñábamos su sencillo truco para realzar su pecho sin necesidad de llevar pronunciados escotes; ahora, la Primera Dama de Estados Unidos se une a la cruzada de Bella Hadid para poner fin al reinado del pitillo. En su caso, y antes de partir rumbo París, la esposa del presidente Donald Trump lleva un traje con pantalón de corte recto y bajo ligeramente acampanado, diseño por el que siente predilección y que los skinny pants que prefiere de Brigitte Macron. Al optar por esta línea, y teniendo en cuenta cómo el diseño se entalla en sus caderas y se ciñe con cinturón, consigue el mismo efecto estilizador que con sus famosas faldas tubo y, a la par, el look lady que tanto le gusta, evitando una imagen más informal.

melania_trump_pantalon2zVER GALERÍA

El traje de chaqueta, su look insignia

El pantalón de corte setentero incorpora un ribeteado y pespunteado en el lateral en tono blanco. Un motivo que, además de ornamental, logra un contraste con el color oscuro de la prenda y, de este modo, visualmente se adelgaza la pierna. ¿Con qué combina esta creación? Con una básica camiseta blanca, blazer a juego y unos salones coordinados, de Christian Louboutin. Evita así una fuerte amalgama de colores que, no obstante, hemos visto que le queda estupendamente como nos demostró con un vestido estampado de Delpozo durante su gira por Alemania y Polonia a principios de julio.

melania_trump_pantalon3zVER GALERÍA

Melania y el pantalón setentas

Otro detalle de su look nos llega de cómo lleva el blazer de su traje. Es una tendencia de las últimas temporadas, llevar una americana (incluso una cazadora) descansando sobre los hombros. Con ello, lograrás pasar menos calor sin tener que prescindir de esta prenda. Eso sí, cuida que no sea un tejido que resbale o que sea un diseño armado, pues podría jugarte una mala pasada tu estilismo y terminar perdiendo tu chaqueta.

Más sobre