¡Dos bikinis y 'cero gimnasio'! La receta de Kylie Jenner para conquistar Instagram

La hermana pequeña de Kim Kardashian es toda una gurú de las redes sociales

Casi diez millones de likes han conseguido las cuatro fotos que Kylie Jenner publicó en su cuenta de Instagram durante sus últimas vacaciones. Da igual que haga frío fuera, en las redes sociales de la pequeña del 'Klan Kardashian' -como suelen llamar a la familia- siempre es un buen momento para presumir de cuerpazo.

Dos bikinis, totalmente diferentes, pero similares en esencia -un bandeau de la marca Indah que cuesta 50 dólares (unos 47 euros)- y uno con estilo cut-out de The Tonic- levantaron pasiones. Tanto, que cada imagen ha superado los dos millones de 'me gusta'.

kylie2aVER GALERÍA

El espectáculo de los Kardashian-West

FOTOGALERÍA: Kylie Jenner vende su espectacular mansión, ¡y nosotros nos colamos en ella!

El cuerpo de Kylie es uno de los más envidiados entre los millenials y sus características curvas -acordes con las del resto de las mujeres de su familia- marcan tendencia. Eso sí, a diferencia del trabajo duro que sus hermanas Khloe, Kourtney y Kim han demostrado hacer para lucir su figura, Kylie asegura que no se cuida ni con ejercicio ni con su alimentación.

En una entrevista para InStyle, Kylie confesó que hace más de dos años que no va al gimnasio: "Estoy viviendo mi juventud sin hacer ejercicio y comiendo lo que quiero, lo cual es bastante malo". Una de las cosas que vuelven loca a Kylie es el arroz. "Me encanta el arroz amarillo -lo hierves 15 minutos y está delicioso", añade. En su cuenta de Snapchat -red social en la que es, oficialmente, la más seguida- muestra sin dudarlo sus caprichos, entre los que están los frutos rojos, la hamburguesería In 'N' Out y el helado.

kylie1aVER GALERÍA

Kylie Jenner y su cambio de estilo: De '0 a 100' en tiempo récord

Kylie, que ha sido nombrada como "la nueva Kim Kardashian", está viviendo el increíble éxito de su tienda online, Kylie Cosmetics, que empezó comercializando tres tonos de pintalabios mate en colores tierra y que ya tiene más de 50 opciones diferentes, además de sombras de ojos, eyeliners, neceseres y merchandasing con sus característicos labios. La semana pasada ella misma pudo comprobar la locura que producen sus productos, cuya venta se desvirtualizó con una inmensa tienda 'pop up' que se mantendría abierta hasta agotar existencias. Las colas del día de apertura, de hasta diez horas de espera para entrar a comprar, recordaban a las de los multitudinarios conciertos de Justin BieberTaylor Swift u otros fenómenos musicales, convirtiendo a la pequeña de las Kardashian en toda una estrella del rock sin música alguna.

Más sobre