¿Cuánto cuesta convertir la torre Trump en la 'otra' Casa Blanca?

La ciudad de Nueva York advierte que se enfrentan a una situación sin precedentes en cuanto a la protección del Presidente electo y de su familia

No será hasta enero, tras la toma de posesión, cuando Donald Trump y su familia sean oficialmente los nuevos inquilinos de la Casa Blanca. En cuestión de semanas, el que durante años ha sido uno de los magnates de la Gran Manzana se instalará en Washington y lo hará, en principio, sin su mujer Melania y su hijo Barron. Si la Primera Dama se queda en su residencia de la Quinta Avenida… ¿Cuánto cuesta convertir la Torre Trump en la “otra Casa Blanca”?

nullVER GALERÍA

Por lo menos hasta que Barron, de diez años, termine este año escolar en el colegio privado del Upper West Side al que asiste, la futura Primera Dama se quedará en Nueva York y ahora es el Servicio Secreto el que debe garantizar la seguridad del Presidente electo y de su familia, esté donde esté. Esto implica convertir al lujoso edificio de la Quinta Avenida -en donde ya ha mantenido algunas reuniones con otros políticos y ha dado algunas ruedas de prensa- en uno de los lugares más seguros del mundo, más de lo que ya era hasta ahora teniendo en cuenta que allí residen dueños de grandes fortunas.

Entramos en el impresionante ático en el que vive el presidente electo de EEUU

Así es la casa de Cristiano Ronaldo en la Torre Trump

Ha sido el New York Post el que publicó -citando a fuentes policiales- que el Servicio Secreto está en conversaciones con la Organización Trump para ocupar dos de las plantas que están libres en la torre dorada de 68 pisos. “El FBI y la policía de Nueva York planea una vigilancia de 24 horas al día y siete días a la semana en un espacio que será preparado cuarenta plantas más abajo del triplex de 90 millones de dólares (unos 85 millones de euros) de Trump”.

nullVER GALERÍA

Según el citado medio en dos de las plantas comerciales que están vacías se instalarán entre policía y FBI, unos 250 agentes, que estarán allí de forma permanente. Un gasto que el citado medio estimó en un principio en unos 1.5 milllones de dólares por planta y año. La polémica no se ha hecho esperar, sobre todo porque esa cifra se ha quedado pequeña pronto, cuando la ciudad de Nueva York ha hablado de los gastos que se están generando ya a día de hoy.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, ha solicitado al gobierno federal una petición para que se reembolse a la ciudad el coste de seguridad adicional que está suponiendo para ellos mantener a salvo al presidente electo durante la transición, es decir el gasto que se ha generado desde el día de las elecciones (8 de noviembre) y que durará como mínimo hasta el próximo 20 de enero. Una cifra que según han contado expertos a CNN podría llegar al medio millón al día, destacando la complejidad de blindar un rascacielos localizado en el corazón de una de las ciudades más transitadas del mundo, una parada turística rodeada de edificios y a un paso de lugares tan visitados como Tiffany's, Central Park, el MOMA o la Catedral de St. Patrick's.

nullVER GALERÍA

“Ningún otro presidente de la historia moderna ha tenido su residencia principal en una zona tan densamente poblada”, advierte el alcalde, en una carta que ha remitido al congreso y que recogen los medios del país. Bill de Blasio alerta de que “el alto tráfico y la densidad de población hacen que la Torre Turmp sea un objetivo sin precedentes para un ataque terrorista”. El citado medio recuerda que aunque es el Servicio Secreto quien se encarga de la seguridad del Presidente, es la policía de la ciudad quien se encarga de prestarles apoyo en varias tareas, entre ellas los desplazamientos. En vista de que los planes de los Trump son dividirse hasta que Barron termine el curso, el alcalde de Nueva York recuerda que la protección sería permanente por lo que solicita al actual gobierno que prevea “recursos sustanciales” y que se concrete cómo se va a proceder para proteger a la familia en el centro de Manhattan.

Más sobre